EN EL TEATRO SOLÍS

Ceremonia del BCU por 50 aniversario

Mario Bergara dijo que el mundo hoy está “plagado de shocks”.

Banco Central: como contrapartida crece su deuda. Foto: A. Colmegna
Foto: A. Colmegna

El Banco Central (BCU) festejó ayer con una ceremonia en el Teatro Solís su aniversario 50. El presidente de la institución, Mario Bergara, fue el primer orador de la noche. El jerarca subrayó que la celebración era un "orgullo", al tiempo que recordó las "peripecias diversas" que el BCU había tenido que atravesar en el medio siglo desde su nacimiento. De todas ellas "se han extraído lecciones", añadió el jerarca.

Bergara también dedicó parte de su discurso a recordar los fines que persigue el BCU —la estabilidad de precios y del sistema financiero y la preservación del sistema de pagos—, y dijo que la "mejor contribución que un banco central puede hacer para el desarrollo es trabajar" para alcanzarlos.

A su vez, el titular de la autoridad monetaria afirmó que el mundo está "plagado de shocks en todos los terrenos", y que es tarea del BCU afrontarlos. Debido a que Uruguay ha logrado construir una "plataforma de fortalezas", añadió, es posible "navegar razonablemente en este mundo tan turbulento".

El jerarca también habló del rol de la institución en la sociedad. El objetivo, señaló, es que el BCU "no sea percibido como una entidad en el Olimpo sino como parte de esa sociedad", planteó.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)