TODOS LOS INSTRUMENTOS

BCU ve "continuo cambio" de dólar a pesos y toma medida

No quiere que “presiones excesivas” sobre tipo de cambio afecten empleo.

El directorio del Banco Central se reunió ayer con los servicios técnicos. Foto: BCU
El directorio del Banco Central se reunió ayer con los servicios técnicos. Foto: BCU

El Banco Central (BCU) ve un "continuo cambio de portafolio favorable a la moneda nacional", es decir pasaje de inversiones y ahorros de dólares a pesos. Esto supone una presión a la baja en el valor de la moneda estadou- nidense. Ante ello, el Central no se ha quedado quieto. Ayer, en el comunicado emitido tras la reunión del Comité de Política Monetaria (Copom) del BCU, se indicó que el cambio de portafolio, "ha llevado en lo que va del año a la flexibilización de la pauta indicativa de crecimiento del agregado M1’ (emisión en poder del público más depósitos a la vista más cajas de ahorro)".

Esto es, el Central pasó de una política contractiva a una expansiva. ¿Qué implica esto? Que el aumento del dinero que se pone en "la calle" es mayor a lo que indicarían las expectativas de inflación y el crecimiento potencial de la economía. En teoría esto debería tener un efecto a la baja en el valor del peso (a mayor oferta de un bien —en este caso el dinero— que demanda, su precio tiende a bajar).

Dicho esto, el BCU señaló además que "la pauta indicativa de crecimiento interanual de M1 para el último trimestre del año tendrá un rango entre 13% y 15%". Esa pauta, era 11%-13% para el tercer trimestre, aunque el crecimiento fue de 20%.

El economista Aldo Lema lo resumió en su cuenta de Twit-ter: "durante el último semestre la política monetaria dejó de ser contractiva, pasó a neutral y ya está camino (previsiblemente) a ser expansiva". Es decir, había menos oferta que demanda de dinero en el primer escenario, luego pasó a ser neutra y ahora pasará a haber más oferta que demanda.

En teoría, el BCU con ello presionará a la baja el valor del peso frente al dólar (o lo que es lo mismo, presionará al alza el valor del dólar frente al peso).

El Banco Central recordó además que "ha adquirido mediante diferentes modalidades una cifra superior a los US$ 3.000 millones a efectos de evitar que el referido cambio de portafolio resulte en presiones excesivas sobre el tipo de cambio que afecten el nivel de actividad y el empleo".

La presión a la baja del billete verde se ha revertido en los últimos días y en la semana, la moneda estadounidense subió 0,74% (ver aparte).

Ahora, con una política monetaria expansiva —que el BCU no admite, ya que dice que "es necesario mantener la instancia contractiva"— puede haber una presión al alza de precios.

Lo cierto es que la infla- ción sigue por debajo del 6% —5,75% en los 12 meses a agosto— y los precios que se definen domésticamente están en "una senda de desaceleración", explicó el comunicado.

El BCU indicó que "se debe notar el cambio estructural que se verifica en la evolución de los precios de los bienes no transables" (los que no son exportados ni importados, es decir se producen y comercian localmente). Los precios de esos productos "luego de más de 10 años de crecimiento relativamente estable por encima del 10%, se encuentran en una senda de desaceleración que los ubica en el entorno del 8%", recordó el BCU.

"Este proceso es consecuencia, en buena medida, de la saludable evolución a la baja que han experimentado las expectativas de inflación y que es necesario consolidar", aseguró.

Plano externo y local.

El Copom del Central evaluó la situación de la economía uruguaya y lo que sucede a nivel internacional.

En ese sentido, señaló en el comunicado que en Uruguay "el nivel de actividad y los equilibrios macroeconómicos evolucionan favorablemente, siendo de destacar el superávit alcanzado en la cuenta corriente de la balanza de pagos, fruto de la evolución moderada del gasto interno, y la permanencia de la inflación dentro del rango meta".

"El panorama internacional sigue caracterizado por un alto grado de incertidumbre política y de política económica y muy elevados niveles de valuación de activos financieros, a pesar de que el crecimiento en el mundo desarrollado es apenas moderado", agregó. "No deben subestimarse los riesgos implícitos que esta exuberancia de los mercados financieros pueden traer aparejados", alertó el Copom.

Por eso, analizó "las fortalezas que el país ha venido construyendo en los últimos años y que le permiten enfrentar eventuales shocks adversos: desdolarización y ampliación de plazos de la deuda pública, disminución de descalces financieros en el sector privado, elevado nivel de reservas internacionales, diversificación del comercio exterior, flexibilidad cambiaria, entre otras".

DÓLAR

El billete verde subió 0,74% en la semana.

El dólar interbancario cortó en la jornada de ayer la racha de cuatro sesiones consecutivas al alza, al finalizar en promedio en $ 29,164 con un leve descenso de 0,05%. De ese modo retrocedió prácticamente lo que había avanzado en la sesión previa. Como consecuencia de ello, registró un aumento semanal (y en lo que va del mes) de 0,74% y acumula un descenso de 0,31% en lo que va del año.

Al público en las pizarras del Banco República (BROU) ayer la moneda estadounidense aumentó tres centésimos a la compra y finalizó en $ 28,71 mientras que descendió siete centésimos a la venta al cotizar en $ 29,61.

A través de las pantallas de la Bolsa Electrónica de Valores (Bevsa) se realizaron en total 72 transacciones por un monto equivalente a US$ 25,39 millones. Durante la jornada de ayer, la moneda estadounidense apenas osciló entre un precio menor de $ 29,15 y un precio mayor de $ 29,18, para finalmente cerrar al precio mínimo alcanzado. En el transcurso de la semana el monto de operaciones registrado fue superior al transado semanas previas en tanto se realizaron 378 transacciones por US$ 143,84 millones.

En Brasil, principal mercado de referencia en materia cambiaria para Uruguay, el dólar finalizó al alza y se negoció en 3,1586 reales con un incremento de 0,2%.

En igual dirección, en Argentina el dólar cerró con un incremento de 0,98% y se negoció en 17,5117 pesos argentinos.

Por su parte, el índice dólar que mide el comportamiento del billete verde frente a una cesta de divisas retrocedió ayer un 0,16%.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)