negocios

A un año del Mundial, clubes rusos viven profunda crisis económica

La recesión que vive Rusia afecta a los equipos de la liga doméstica, algunos de los cuales enfrentan problemas para pagar sueldos o han perdido la categoría.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Rostov. El equipo que hace pocos días jugó frente al poderoso Manchester United hace meses que no les paga a sus jugadores.

Pese a que el próximo año Rusia será sede del Mundial de Fútbol, su liga de clubes local no pasa por el mejor momento. A causa de la recesión que vive el país, sumada a la caída en el precio del petróleo y las sanciones impuestas por EE.UU. y Europa, hoy muchos equipos dependen de subvenciones públicas.

De hecho, el FC Rostov, el equipo que días atrás enfrentó al poderoso Manchester United —y que ha vencido al Bayern Munich y al Ajax— no paga ni a sus jugadores ni cuerpo técnico hace meses y actualmente recibe una subvención de 450 millones de rublos, el 15% de su presupuesto.

Según constató el periódico español Expansión, otros clubes han sufrido peores situaciones.

El año pasado, por ejemplo, el Dínamo de Moscú descendió después que el banco estatal VTB Bank, el anterior propietario, abandonase al club con una deuda de 13.000 millones de rublos. El FC Tom Tomsk, por su parte, estuvo a punto de correr la misma suerte como castigo por no pagar a sus jugadores. (El Mercurio / GDA)

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te puede interesar
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)