PROCESO COMPETITIVO

Estado adjudicó frecuencias a telefónicas por US$ 66,1:

Claro y Movistar podrán mejorar cobertura; Antel tiene porción reservada.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
La adjudicación permitirá que las compañías brinden un mejor servicio. Foto: M. Bonjour

Los usuarios de teléfonos móviles obtendrán señal en el equipo con más facilidad aunque estén en una zona rural o podrán usar los datos del celular desde un sótano sin que ello se vuelva una hazaña. Eso se dará a partir de una subasta que se realizó ayer del espectro radioeléctrico.

La Unidad Reguladora de Servicios de Comunicación (Ursec) asignó ayer el uso de frecuencias del espectro radioeléctrico a las dos telefónicas internacionales que operan en Uruguay: la mexicana Claro y la española Movistar que ofertaron por ellos. La estatal Antel no participó de esta instancia por ya tener reservada su "porción".

El espectro radioeléctrico es el segmento del espectro electromagnético que sirve como medio de transmisión de tecnologías inalámbricas como las redes celulares, la radio, la televisión y el Wi-Fi para establecer comunicaciones. Este recurso es limitado, y su administración es potestad de los Estados nacionales.

Ayer la Ursec adjudicó siete bloques, tres a Movistar y otros cuatro a Claro. Por ellos la primera pagó US$ 30.915.000, mientras que la inversión de la segunda ascendió a US$ 35,2 millones. Así, ingresarán a Rentas Generales por esta subasta alrededor de US$ 66.115.000.

"Fue un éxito desde todo punto de vista", dijo a El País el presidente de la Ursec, Gabriel Lombide, sobre la instancia de ayer. "Salió todo como un relojito", agregó.

"Hito"

En Claro celebraron el acontecimiento como un "hito", en palabras de su gerente de Marketing, Sebastián Aguiar. Esta nueva adjudicación, agregó, les permite desplegar bandas de baja frecuencia, que son las que proveen mayor nivel de cobertura. "Cuanto más baja es la frecuencia, mayor es el radio de cobertura que pueda dar un transmisor como una antena, por ejemplo", explicó.

Es la primera vez desde que la empresa desembarcó en Uruguay que logró acceder a bandas de baja frecuencia, indicó Aguiar.

Dos de los bloques obtenidos por esta telefónica están en la banda de los 700 megahercios (MHz), y con ellos Claro romperá con la situación que experimentaba hasta ahora.

"La adquisición de estas bandas, montándolas sobre las infraestructuras que ya tenemos, nos va a permitir una cobertura muchísimo mayor aún", subrayó el ejecutivo. Estas bandas más cortas permitirán brindar un mejor servicio (tanto a nivel de voz, mensajería o navegación por Internet) a los usuarios que estén en "huecos" de cobertura (sobre todo en el campo) o en sitios "recónditos", como edificaciones subterráneas.

Claro también se hizo con dos bloques de frecuencias altas (de 1700/2100 MHz), que de cara al futuro le da la posibilidad de mejorar la velocidad de transmisión de datos móviles que hoy ofrece.

Aguiar destacó que se trata de una "inversión importante" que "reafirma" el "compromiso" de la compañía en Uruguay. "Una empresa extranjera no aparece todos los días a poner esas cifras", dijo.

El de la subasta es el primer paso. Para "poner estas frecuencias en al aire" Claro deberá encarar una serie de inversiones en infraestructura (sobre todo en antenas) que permitan su transmisión.

Esta inversión todavía no está cuantificada, sostuvo Aguiar.

La telefónica española, en tanto, resultó adjudicataria de tres bloques en la banda de 700 MHz. "Esta nueva inversión (...) nos permite contar con la combinación ideal de tecnologías y espectro radioeléctrico, reforzando el compromiso de Movistar con el desarrollo de las telecomunicaciones del Uruguay, potenciando la capacidad de datos móviles y cobertura 4G en todo el país", señaló la compañía en un comunicado.

Asimismo, añadió que "el espectro radioeléctrico es un elemento esencial para cumplir con la creciente demanda de tráfico de datos móviles, que junto al despliegue de red que posee Movistar a nivel nacional, permitirá continuar mejorando la calidad de servicio, democratizando el acceso a las nuevas tecnologías".

Estos tres bloques, apunta el comunicado, darán una mejor cobertura tanto en espacios exteriores como interiores, al tiempo que la banda de 700 MHz tiene "ventajas" por el número de celulares con 4G que hay en el país.

En 2016 había en Uruguay 3,5 millones de servicios móviles con acceso a banda ancha, según la Ursec.

En 2013 se había hecho una subasta similar, en la que Movistar pagó US$ 32 millones y Claro US$ 30,4 millones por cuatro bloques cada una.

Antel se llevará los 4 que tenía reservados

Un decreto de mediados de junio aprobó el pliego de bases y condiciones que rigió para el procedimiento competitivo mediante el que se asignó el uso de estas frecuencias ayer.

El decreto de junio explicaba que dado que Antel es un servicio descentralizado del Estado uruguayo "se considera procedente en términos de transparencia y credibilidad del procedimiento competitivo que su participación en el mismo se efectúe mediante el mecanismo de la reserva previa de espectro".

Esto, se agregaba, tenía el objetivo de "proteger a los operadores privados del riesgo de falta de transparencia que implica que el propio Estado sea quien convoque al procedimiento competitivo y participe del mismo".

Por ello, Antel tenía reservado cuatro bloques de 700 MHz. El director de Antel (por el Partido Nacional) Gustavo Delgado dijo a El País que la "intención" de la telefónica estatal es "asumir todo lo que tiene reservado".

Ahora, en función de lo que pagaron las telefónicas Claro y Movistar por los bloques que les fueron otorgados a ambas, se calculará cuánto deberá pagar por los suyos Antel.

Además, el director blanco añadió que los nuevos bloques se utilizarán tanto para mejorar los servicios ya existentes como para extender a áreas suburbanas y rurales la prestación de servicios que hoy se brindan, pero de una manera más eficiente.

En la subasta de 2013, Antel también había tenido bloques reservados (cinco aquella vez) y en total pagó US$ 38 millones que surgieron por lo que abonaron las privadas por los bloques.

En aquella ocasión, los lotes fueron adjudicados por la Ursec por el plazo de 20 años.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)