Deben asociarse a cuenta bancaria, lo que generó más dudas al régimen

Aduana inhabilita compras web con tarjetas prepagas

La Dirección Nacional de Aduanas (DNA) comunicó esta semana una nueva limitación al sistema de compras en el extranjero a través de Internet sin pagar impuestos. 

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Couriers consideran que las exigencias para comprar vía web en el exterior no generará grandes cambios.

La nueva limitante es para las tarjetas internacionales prepagas que ofrecen los courier a sus clientes que no poseen plásticos de crédito o débito. Las empresas entienden que el nuevo requisito afectará este régimen de encomiendas.

En un comunicado fechado el lunes pasado, la DNA informó que ante una serie de consultas recibidas, para ampararse al beneficio de franquicia tributaria de las compras por Internet en las encomiendas postales internacionales, el pago de las mismas deberá realizarse exclusivamente "mediante el uso de tarjeta de crédito o débito internacional, cuya titularidad coincida con el titular de la compra y con el destinatario de la encomienda".

Además, indicó que "cualquier otro tipo de tarjeta de crédito o débito internacional, incluyendo las que requieren de un depósito o pago previo no asociadas a una cuenta bancaria (prepagas), no cumplen con las exigencias establecidas en el decreto y por lo tanto no dan derecho a la aplicación de la franquicia" de hasta cinco compras por año sin pagar tributos.

Eso refiere a las tarjetas internacionales prepagas que los courier empezaron a ofrecer.

Las empresas de encomiendas tienen un convenio para la utilización de la tarjeta Prex de Mastercard. Algunas las ofrecen en su página web. En el caso de MiamiBox, incluso, en uno de los ángulos de la tarjeta aparece el logo de la empresa.

En su página se explica que con esa tarjeta prepaga se puede comprar en tiendas y locales a través de Internet y por teléfono, en Uruguay y en todo el mundo.

Añade que no requiere cuenta bancaria ni verificación de crédito. "Solamente con tu documento de identidad podés obtener la Prex MiamiBox", dice la página. Además, informa que si el cliente está en Montevideo la tarjeta queda pronta a las 72 horas hábiles.

Gripper y Urubox son otras empresas que ofrecen las tarjetas prepagas en sus páginas web. Y esas son las que la DNA está dejando fuera de la franquicia.

Según supo El País, al día siguiente del comunicado, jerarcas de la DNA informaron en una reunión con algunas empresas que ofrecen el servicio de compras en el extranjero por Internet la resolución adoptada. En ese encuentro, las autoridades no dieron mucha chance de intercambiar posiciones, limitándose únicamente a informar la nueva decisión.

"Sí es así como lo informaron, va a complicar bastante", dijeron a El País desde una empresa de courier. Y a partir de la comunicación surgieron dudas sobre el alcance de la medida.

En la reunión se informó que la única tarjeta prepaga que se va a poder utilizar es la AlfaBROU del Banco República.

Pero en algunas empresas de courier existe la duda si esa tarjeta está o no asociada a una cuenta bancaria.

"Hay gente que interpreta que las tarjetas de crédito sirven todas y las de débitos deberían ser las que están asociadas a una cuenta bancaria", dijeron a El País desde otra empresa de courier. Y hay otros ejemplos que también generan dudas.

"Particularmente, tengo una tarjeta de crédito internacional de un banco, pero no tengo una cuenta en ese banco. Entonces, ¿puedo comprar o no?", expresó uno de los consultados.

En el encuentro del martes, las autoridades aduaneras comunicaron además que quedaron liberados para poder comprar en el exterior los juguetes, los lentes de sol, los de aumento y los de contacto.

A partir del 1° de enero la DNA aplicó nuevos controles al sistema que permite hasta cinco compras en el exterior con un tope de US$ 200 y 20 kilogramos en cada una.

Mediante un decreto de principios de diciembre estableció que las encomiendas del exterior para ser exoneradas de impuestos deberán ser recibidas por una misma persona física mayor de edad; no tener fines comerciales; y, en caso que la encomienda contenga una compra, el pago de la mercadería deberá realizarse mediante el uso de tarjeta de crédito o débito internacional, cuya titularidad coincida con el titular de la compra y con el destinatario de la encomienda.

Hasta ese momento, no era necesario que coincidiera el titular de la tarjeta con el titular de la compra, por lo que en una familia podían hacerse al menos 10 compras al año con el mismo plástico.

También hasta allí no era necesario tener tarjeta para comprar, ya que las empresas de courier (que traen las encomiendas) ofrecían el servicio de hacer la compra y abonarla en una cuenta bancaria o una red de pagos.

El nuevo decreto además, incluyó dentro de la franquicia de cinco compras anuales exoneradas de pagar tributos, a las menores de US$ 50 por El Correo uruguayo, que generalmente son las que se efectúan en China que hasta ese momento no tenían límite anual y el control era exiguo.

Fue a partir de los nuevos controles establecidos que las empresas de courier comenzaron a ofrecer las tarjetas prepagas a sus clientes que no tenían plásticos internacionales.

Según los últimos datos disponibles en la DNA, entre enero y noviembre de 2014 se habían realizado 211.271 transacciones comerciales mediante Internet por US$ 27 millones, que ya superaban en 25% las realizadas durante todo 2013.

Prepaga virtual en Argentina

Argentina es otro de los países donde es alto el nivel de operaciones de compra en el extranjero por Internet. Allí se permite el pago de la operación con tarjetas prepagas. Desde una empresa de courier se informó que incluso existe una tarjeta prepaga virtual. "No tenés que hacer nada. La sacás por Internet, se crea en la propia pantalla y con esa tarjeta podés comprar. Cargás plata que tenés que transferir desde una tarjeta de crédito tuya o una tarjeta bancaria", dijo uno de los consultados. "El sistema es bueno porque evita fraudes; si no tiene dinero disponible no camina. Es como una AlfaBrou, pero virtual", agregó. Con la nueva limitación establecida por la Aduana de no permitir tarjetas prepagas en el régimen de compras, esa opción tampoco sería válida.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)