CONTRACCIÓN

Confianza del consumidor cayó de nuevo en marzo

Descendió 6,7% en el mes frente al registro de febrero.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
El volumen del gasto en consumo final viene reduciéndose. Foto: Archivo El País

La confianza de los consumidores uruguayos volvió a mostrar una contracción en marzo respecto al mes anterior. Así, el Índice SURA de Confianza del Consumidor (ICC) de los primeros tres meses de 2017 "revierte la recuperación que había mostrado en el último trimestre del año pasado" indica el informe divulgado ayer.

El ICC —realizado por la Cátedra SURA de Confianza Económica de la Universidad Católica y Equipos Consultores— cayó 6,7% en el tercer mes del año, con lo que llegó a 45,1 puntos. Se trata del segundo mes consecutivo a la baja: en enero había sido de 49 y en febrero de 48.

El descenso mensual, se explica, es fruto de la caída de los tres subíndices que conforman el ICC.

La "predisposición a la compra de bienes durables" fue el que sufrió el mayor golpe en marzo, que cayó 18%. Dentro de este subíndice "predisposición a la compra de casas y autos" fue el que se llevó la peor parte: descendió 10 puntos en el mes.

El informe postula que teniendo en cuenta que el dólar no padeció una variación brusca en marzo frente a febrero, otros elementos estarían detrás de la "fuerte caída" del subíndice "predisposición a la compra". Agrega que "podría estar incidiendo la corrección a la baja de las expectativas para la Situación económica del país a un año y la percepción sobre la Situación económica personal, en particular sobre la situación actual respecto a un año atrás". Después de "predisposición a la compra" es la que más descendió en el mes (6,4%).

Inflación.

El estudio divulgado ayer también hace hincapié en qué esperan en el terreno de la inflación los consumidores. En marzo de este año alcanzó, por primera vez desde diciembre de 2010, el rango objetivo fijado por el Banco Central (BCU): 6,7%. Un año antes, en tanto, el dólar estaba a $ 32 y la inflación era de 10,6%. Si se tiene en cuenta esto, resultaría escasa —o lenta— la corrección a la baja de las expectativas del consumidor". Esto porque con una inflación "sensiblemente menor" el índice de expectativas de inflación del consumidor pasó de 69,9 en marzo de 2016 a 58,8 en marzo de este año, con lo cual sigue en la zona de pesimismo.

"Posiblemente esa cierta resistencia a la baja de las expectativas se asocie a la incertidumbre acerca del tipo de cambio —variable clave en la caída de la inflación registrada de estos meses—, y a los escasos márgenes de la política fiscal para cooperar con la monetaria", indica el trabajo.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)