TRAS DOS AÑOS EN "ATENDIBLE PESIMISMO"

Confianza del consumidor volvió a zona "optimista"

Baja de la inflación y del tipo de cambio explican la mejora.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Índice de Confianza del Consumidor.

Tuvieron que pasar 24 meses, pero en abril la confianza de los consumidores uruguayos volvió a ingresar a la zona de "moderado optimismo". Así, el Índice de Confianza del Consumidor (ICC) dejó atrás dos años de registros que no lograban salir del "moderado pesimismo" y en los que en más de una oportunidad se estuvo cerca de caer en el "atendible pesimismo".

En concreto, en abril el ICC —elaborado por la Cátedra SURA de Confianza Económica de la Universidad Católica y Equipos Consultores— llegó a un valor de 51,3. De esta manera, subió 6,2 puntos frente a marzo, lo que marca un incremento de 13,8% del ICC. Se trata de la variación mensual más grande desde julio del año pasado. El informe divulgado ayer precisa que, tal como en aquel momento, el fortalecimiento del peso frente al dólar explica en parte este proceso de recuperación del ICC. A esto se añadió en abril una inflación que sigue a la baja —el último dato disponible es de 6,46% en los 12 meses cerrados a abril— y que genera que las personas sean más positiva respecto a la situación económica del país y personal de ahora en adelante.

Durante abril el subíndice que mostró una mejora más pronunciada fue predisposición a la compra de bienes durables, que aumentó 34,6% en comparación con marzo. También fue el que más cayó en el tercer mes del año (-18%), por lo que parte de la recuperación en abril revierte el descenso de marzo y parte "es lo que se podría considerar una señal de mejor percepción del consumidor" sobre si es un buen momento para comprar este tipo de productos, indica el informe. La contracción que había sufrido el subíndice en marzo había prendido algunas luce amarillas —y abierto una interrogante acerca de si la recuperación observada en los meses previos se había detenido—, pero el dato de abril "indicaría que el consumo tendería a sostener su gradual recuperación", según el trabajo dado a conocer ayer.

En este terreno, se adelanta que la predisposición a la compra de autos alcanzó en el primer cuatrimestre de este año un índice 39,3% arriba del mismo período de 2016. Pese a esto, sigue por debajo de lo registrado en los primeros cuatro meses de 2015, 2014 y 2013. "Dada la fuerte recuperación del ICC en el mes de abril y en el contexto de un dólar 10,8% menor al de abril 2016, se esperaría que la predisposición a la compra de autos mantenga su tendencia en los próximos meses, indicando que se sostendría la recuperación en este mercado", señala el estudio.

Inflación.

Esta mejora de la confianza durante el cuarto mes del año también se replicó en otros de los indicadores relevados, como expectativas de inflación, ingresos de la familia y expectativas de desempleo.

La mayor variación en el mes se observó en el índice de expectativas de inflación a 12 meses, que cayó 12%, lo que se suma a la contracción de marzo (-7,2%). "Pese a la importante y rápida mejora de las expectativas en materia de inflación (…) la internalización de la mejora de la situación en materia de inflación (…) parecería escasa cuando se la compara con el comportamiento de la inflación efectiva", indica el informe.

Según el análisis, si el dólar se mantiene alrededor de $ 28 y el consumo no se dispara, es esperable que la inflación se mantenga dentro del rango meta marcado por el Banco Central (entre 3% y 7%, y al que logró entrar en marzo por primera vez desde fines de 2010) y las expectativas de inflación sigan bajando, "sosteniendo por esta vía un mejor clima de confianza del consumidor".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)