FUTURO COMPLEJO

El consumo estancado y con perspectiva complicada

En el primer trimestre del año los indicadores siguieron deteriorándose.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Los shoppings han tenido un crecimiento de 0% en sus ventas. Foto: Archivo El País

La economía uruguaya atraviesa un período de estancamiento y todos los indicadores de mercado golpean sobre el consumo, que comenzó a retraerse desde el año pasado con especial énfasis en los bienes no esenciales. Hacia adelante los economistas ven difícil una recuperación por los impactos del desempleo, la inflación, la caída del poder adquisitivo de las familias y la suba del dólar.

Los últimos datos oficiales sobre consumo son del último trimestre de 2015 y marcaron un leve aumento anual de 0,3%, por debajo del crecimiento del Producto Bruto Interno (PIB) que fue 1%. En la comparación interanual, el consumo en el último trimestre del año pasado mostró una recuperación al crecer 0,6% y tras haber caído 0,4% en el trimestre anterior.

Mientras se esperan nuevos datos, la Cámara Nacional de Comercio y Servicios (CNCS) divulgó la semana pasada un informe sobre la actividad en el período enero-marzo. Allí se sostiene que "la actividad comercial presentó signos de deterioro, con tasas de crecimiento negativas y caída en los márgenes de rentabilidad".

El Índice de Difusión que elabora la CNCS —que marca la proporción de los rubros con una variación positiva en las ventas— se ubicó en 4% en el primer trimestre de 2016, cuando hace un año atrás estaba en 46%.

"Lo que se está viendo en el mercado con el consumo no puede llamar la atención, porque todos los indicadores están en niveles inferiores a hace un año atrás y todo lo que puede impulsar el consumo se viene abajo", analizó el economista Ignacio Munyo, director del Centro de Economía, Sociedad y Empresa de la Escuela de Negocios de Montevideo (IEEM).

Su colega de Equipos, Alejandro Cavallo, señaló que existe "un claro retroceso" en los niveles de consumo en comparación el año pasado, que además "es generalizado y más marcado". Una visión similar plantea la economista de PwC, Mercedes Comas, aunque cree que la caída en el gasto de las familias "no se ha desmoronado y los próximos meses pueden ser más complicados".

Comas apuntó que hace meses los consumidores iniciaron un proceso de gasto "más selectivo", que recorta principalmente el consumo de productos que no son de primera necesidad. Como parte de este fenómeno es que vienen en caída la venta de automóviles, electrodomésticos y viajes al exterior.

Para la economista y asesora de la CNCS, Ana Laura Fernández, la retracción en el gasto "es generalizada" y afecta a todos los sectores. Explicó que no solo hay afectación por la baja en el consumo de las familias, sino también por el menor nivel de inversiones que impacta en rubros como ferreterías, barracas y pinturerías.

Factores.

"Los indicadores del mercado de trabajo se han ido deteriorando en el último tiempo", señaló Comas y subrayó que el desempleo en el primer trimestre del año fue 0,7 puntos porcentuales superior al de 2015.

En directa relación con el nivel de empleo, se encuentran los salarios y el poder de compra de los trabajadores. "En el mejor de los casos habrá un crecimiento salarial de 8,5% (por los lineamientos del gobierno) con una inflación por encima, que hará perder capacidad adquisitiva lo que se sentirá en el consumo", analizó la economista de PwC.

En este contexto, son varios los pronósticos de una caída del salario real en 2016, luego de 13 años seguidos de crecimiento.

En tanto, la suba del dólar y el encarecimiento de los bienes importados son un aspecto "sensible" para la población según Cavallo, dado que los consumidores "ajustan rápidamente su disposición a comprar esos productos",

Además, un factor que atenta contra el consumo es la escalada inflacionaria. Para Comas, el aumento de precios afecta "sobretodo a los trabajadores informales que no tienen ajustes (para recuperar salario real) y también a los que están negociando ahora sus convenios".

Otro elemento que influye en el consumo es el nivel de créditos al que acceden las familias. Munyo informó que la cantidad de operaciones bancarias de préstamos al consumo en el primer trimestre del año subió levemente, pero no pudo retomar el nivel de 2014.

El economista del IEEM también apuntó que "hay factores psicológicos que afectan las decisiones de consumo". Al respecto, Cavallo mencionó que el Índice de Confianza al Consumidor que elabora Equipos cayó 22% en el primer trimestre del año y espera que continúe "en la parte baja de la zona de moderado pesimismo o que retroceda aún un poco más".

Fernández sentenció que "nada nos permite avizorar que haya un cambio en la presión de los precios, el valor del dólar, el contexto económico o el mercado de trabajo" que haga mejorar el consumo.

Ventajas del cambio de escenario en Argentina.

El gerente general del Shopping Tres Cruces, Marcelo Lombardi, dijo a El País que en el inicio de 2016 se observó "un virtual estancamiento del nivel de consumo de los uruguayos". En cuanto a la facturación, informó que se "alternaron meses de leve crecimiento con otros de leve caída, con valores cercanos al cero en términos reales". En un escenario negativo Lombardi aportó un elemento alentador: "el importante encarecimiento de Argentina respecto a Uruguay está siendo positivo, porque (el vecino país) ha perdido ese atractivo que tenía en años anteriores". Tras el cambio de gobierno y la asunción de Mauricio Macri, Argentina unificó su tipo de cambio y dejo atrás el mercado paralelo. Según Lombardi, hay "muchas compras que tenían como destino Argentina y hoy se hacen en el mercado local". Reconoció que este fenómeno tiene más incidencia y relevancia para los comercios del litoral oeste, aunque consideró que en Montevideo también "impacta levemente".

Nuevocentro: un shopping contra la corriente.

Mientras todos los sectores del comercio ven caer su facturación, el Nuevocentro Shopping tuvo un mes récord en abril. "Hasta ahora fue el mes con el mayor crecimiento de ventas respecto al año anterior, más que nada porque en abril del año pasado hizo calor y los locales no podían vender la ropa de invierno", explicó a El País el gerente general del centro comercial, Alex Malachowski.

Además, hay un crecimiento parejo de todos los rubros dentro del shopping, llegando en algunos como vestimenta y perfumería a incrementar sus ventas mensuales 30%.

Como muestra de este oasis de consumo que parece ser el Nuevocentro, su gerente general revela la particularidad "que en términos reales (por encima de la inflación) hemos crecido en facturación todos los meses" desde la apertura en octubre de 2013.

"Es algo poco real, no parece normal porque sabemos que el mercado en general decreció", expresó Malachowski. Entiende que la ventaja sobre otros centros comerciales es la ubicación, que le permitió captar compradores de diversos barrios de Montevideo e incluso de departamentos vecinos.

Aparte de mayores ventas, el shopping crece en cantidad de visitantes. "Seguro está viniendo más gente, los estacionamientos los fines de semana a las 3 de la tarde están llenos", contó Malachowski. En este escenario, el Nuevocentro proyecta obras de ampliación sin fecha aún definida, para completar el tercer nivel agregando 6.000 metros cuadrados.

Consultado sobre si espera una caída del consumo en los próximos meses, Malachowski señaló que "ojalá no, porque sabemos lo que está viviendo el país y las proyecciones negativas, pero por suerte todavía no nos ha tocado".

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)