LAS VENTAS Y EL PUNTO DE COMPARACIÓN

El consumo en shoppings estable en 2016 frente a 2015

Ejecutivos en general están conformes con el desempeño de las ventas.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Los shoppings han tenido un crecimiento de 0% en sus ventas. Foto: Archivo El País

Los shoppings tuvieron niveles de facturación en diciembre similares a los del año anterior, y entienden se vieron perjudicados por el calendario que situó Navidad y Año Nuevo en fines de semana, los días de mayores ventas. En el resto de 2016 la evolución fue dispar, con un primer semestre mejor que el segundo, aunque en el acumulado las ventas variaron levemente por encima o debajo del registro de 2015 dependiendo de cada centro comercial.

"Diciembre terminó teniendo un final feliz, porque nos habíamos preocupado cuando hicimos la promoción (de descuento) del IVA en los primeros días del mes y tuvimos una caída grande respecto al año anterior", dijo a El País el gerente general del Portones Shopping, Nelson Barreto. La facturación del centro comercial en diciembre fue 1% inferior en valores constantes frente al mismo mes de 2015.

El Nuevocentro Shopping, que venía desalineado de los demás centros comerciales —hasta mediados de 2016 en todos los meses había incrementado su facturación en la comparación interanual— registró "un empate" en diciembre. Su gerente general, Alex Malachowski, dijo que el feriado del 25 de diciembre y el cierre más temprano de los locales los sábados 24 y 31 "se llevaron un par de puntos (porcentuales)" de la variación de ventas.

Mismo resultado hubo en el Shopping Tres Cruces, donde la facturación durante las fiestas fue "estable y sin variaciones respecto a igual mes de 2015", informó Marcelo Lombardi, gerente general del centro comercial. Mientras que el Costa Urbana Shopping tuvo una facturación en el último mes de 2016 "muy alineada con el año anterior, un poquito por arriba; es decir, hubo un pequeño crecimiento" a valores constantes, según detalló su gerente general, Alberto Gossweiler.

Esa misma tendencia mantuvieron las ventas anuales en el centro comercial ubicado en Canelones. "Fue como lo habíamos proyectado, hubo un leve crecimiento (en 2016 respecto a 2015) en línea con la coyuntura económica de cierto estancamiento del consumo", analizó el ejecutivo del Costa Urbana.

En Portones Shopping observaron "un primer semestre bueno y bastante por encima de lo que esperábamos, y un segundo semestre donde hubo cierto enlentecimiento, por lo que se terminaron equiparando". Barreto puntualizó que la facturación anual estuvo "uno o dos puntos porcentuales por debajo de 2015, lo que es prácticamente un empate". Evaluó esto positivamente aunque se acumulan ya dos años de estancamiento en la facturación, porque se mantienen "niveles de venta muy interesantes" en referencia a los de 2014.

Malachowski ratificó que las ventas "en el segundo semestre fueron un poco más flojas", aunque debido a los buenos registros en los primeros seis meses el Nuevocentro cerró 2016 con un incremento de la facturación en pesos constantes respecto al año anterior. "El crecimiento fue menor al de 2015, pero para las proyecciones que había, haber logrado un incremento ya es bueno", sostuvo.

Mientras que Lombardi detalló que en Tres Cruces la evolución de las ventas fue al revés: "En el primer semestre hubo algunas caídas leves que fueron compensadas con pequeños crecimientos en el segundo semestre, lo que nos hace terminar el año estables en la facturación (en relación a 2015)".

Respecto a las ventas los primeros días de enero por Reyes, los ejecutivos de los shoppings consideraron positivos los registros impulsados por la promoción conjunta que realizaron denominada Happy Days. "El 5 (de enero) nos sorprendió la concurrencia de gente, superó lo que preveíamos y hubo muy buenas ventas. Creemos que enero será un poco mejor que el año pasado", señaló Gossweiler. También Tres Cruces prevé un aumento de las ventas en el primer mes de 2017, al tiempo que Barreto consideró "mejor" la fecha de Reyes que la de Navidad porque al ser entre semana posibilitó un mayor movimiento.

Rubros.

El ejecutivo del Costa Urbana comentó que las ventas de electrodomésticos y artículos de electrónica mejoraron en el cierre del año, influidas por el abaratamiento de estos bienes en dólares por la baja del tipo de cambio durante 2016. "Era el rubro que había sufrido más en 2015" de la mano de un dólar que se fortalecía, recordó.

Pese al repunte, la comercialización de electrodomésticos cayó en el registro anual "aunque menos que en 2015, cuando hubo una caída de dos dígitos", indicó Lombardi. Agregó que en la comparación contra tres años atrás, las ventas "tienen un rezago del 30% medidos en pesos constantes".

Por su parte, Barreto destacó las mayores ventas de vestimenta femenina y la reducción de la comercialización de ropa deportiva, que atribuyó "al impacto de las ventas por Internet".

"Un mensaje negativo para el comercio electrónico".

El presidente de la Cámara de la Economía Digital (CEDU), Marcelo Montado, dijo que la decisión del gobierno de reducir a tres el máximo de compras online exoneradas de impuestos "genera un mensaje negativo para el desarrollo del comercio electrónico". Explicó que los consumidores locales han "generado una cultura de compras online" que posicionó al país en primer lugar en Latinoamérica en penetración del comercio web en relación a su población. "Esta medida no apunta a fortalecer ese rol que nos ganamos y genera una mala señal hacia un sector que estoy buscando que se desarrolle", indicó en El País TV. Sobre la visión del gobierno de que la modificación no afectará el desarrollo del mercado porque en promedio cada cliente realiza menos de tres compras, Montado dijo que es "preocupante" la explicación porque significa que "no traerá resultados efectivos y no resuelve el problema de los comerciantes que les impacta en sus ventas la competencia con el comercio online".

El objetivo es mantener el nivel de ventas en 2017.

Los centros comerciales aspiran a mantener los niveles de facturación en 2017 aunque sus responsables difieren en los pronósticos sobre el comportamiento del mercado. Para algunos el consumo continuará en niveles similares al año pasado, pero otros tienen una visión más pesimista y auguran complicaciones por el menor poder adquisitivo producto del ajuste fiscal. También en Argentina hay un factor de riesgo por una eventual devaluación que haga atractivo para los uruguayos volver a comprar en el país vecino.

"No será un año de caída, por lo menos se mantendrá la (facturación) de 2016 porque está empezando a haber un freno en la caída del consumo. No creo que sea un año que depare muchas sorpresas", analizó Alberto Gossweiler del Costa Urbana.

Desde Tres Cruces, Marcelo Lombardi, dijo que habrá "una cierta estabilidad" en las ventas porque "los fundamentos asociados al consumo (ingresos, expectativas y crédito) no aparentan tener grandes variaciones" durante el año. Igualmente, reconoció que el ajuste fiscal vigente desde el inicio del año reducirá la capacidad de gasto de las familias, un factor mencionado como clave por parte de Alex Malachowski del Nuevocentro Shopping: "no veo más alternativa para alguien que mantiene su nivel de ingresos que retraer su consumo, o salir a pedir un préstamo".

Lombardi también apuntó que las ventas en 2017 "pueden estar influidas por lo que pase con el tipo de cambio en Argentina". Indicó que la situación actual favorece a los shoppings dado que resulta caro para los uruguayos comprar en el vecino país y hasta logran atraer a algún cliente argentino. Pero una devaluación de la moneda en Argentina podría cambiar el escenario y "por la incidencia de esas corrientes de compradores brindar una sorpresa" negativa para los centros comerciales.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)