La aplicación va a permitir abonar el IRPF y los impuestos de las empresas

DGI prevé que en un mes se paguen tributos por celular

En aproximadamente un mes, buena parte de los impuestos que recauda la Dirección General Impositiva (DGI) podrán pagarse mediante el teléfono móvil a través de una aplicación.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Serra manifestó que "casi 40% de la documentación emitida por la empresa es en formato digital".

"Para recaudar impuestos una de las principales líneas estratégicas es hacer controles adecuados, eficaces y que abarquen el conjunto de riesgos, pero, la otra gran línea estratégica es facilitarle el cumplimiento de los impuestos a los contribuyentes. En el entendido de que la mayoría de los contribuyentes lo que quiere es pagar adecuadamente los impuestos", dijo el director general de Rentas, Joaquín Serra en diálogo con El País.

"Hay que tratar que los costos de cumplimiento sean los menores posible y que en el proceso de pago de las obligaciones no haya obstáculos. En esa línea estamos desarrollando estas nuevas modalidades" que son "una tendencia que nos parece que se va a mantener en el tiempo y que posiblemente los uruguayos van a ir incorporando", explicó.

En concreto, la DGI desarrolló "una aplicación para hacer el pago de impuestos a través del celular. En estos momentos tenemos la aplicación testeada técnicamente con más de una entidad bancaria, estamos esperando formalizar los acuerdos y pensamos que en un mes, podríamos dejarla disponible en convenio con el Banco República", anunció Serra.

"Posiblemente se vayan agregando otras entidades bancarias luego", agregó.

La aplicación permitirá pagar "en principio el IVA mínimo de régimen simplificado (que abonan las pequeñas empresas), saldos del Impuesto a la Renta de las Personas Físicas (IRPF) y las empresas también podrán usarla para hacer los pagos web a través de la aplicación en cualquier tipo de impuesto, de una manera más fácil y amigable que el pago web actual", explicó el funcionario.

"En la medida que el servicio lo que prevé es que el contribuyente deje pre-autorizado en el banco el débito, el procedimiento de pago le va a resultar más sencillo y más amigable. Suponemos que va a ir sustituyendo el pago web actual", añadió.

Según Serra la aplicación funciona de manera muy sencilla mediante una transferencia que el contribuyente hace de su cuenta bancaria a la DGI.

"Estamos acompañando la tendencia a utilizar cada vez más el pago por Internet. La otra línea de trabajo es seguir mejorando los trámites que los contribuyentes realizan ante DGI procurando que exista una multiplicidad de canales de atención (página web, call center, consultas por mail), de forma tal que tenga que venir lo menos posible a la oficina, que pierda la menor cantidad de tiempo", mencionó.

Factura electrónica.

Uno de los procesos que van en esa línea es el de la factura electrónica lo que permite a las empresas ahorrar en costos de papel y almacenamiento de documentos y a su vez a la DGI le permite tener más datos para controlar.

El proceso de incorporación de factura electrónica en las empresas comenzó en 2012 con un plan piloto. "Hace pocos meses, la DGI publicó un cronograma de incorporación obligatoria de todos los contribuyentes en función del volumen de ventas de todas las empresas que tiende a lograr que en 2019 el sistema esté universalizado", recordó Serra. Este año, el organismo prevé que se incorporen 4.000 empresas, en 2016 9.000, en 2017 15.000, en 2018 27.000 y en 2019 el resto.

"Ya hoy, casi el 40% de la documentación emitida por las empresas es en formato digital. Este es un cambio muy importante que tiende a facilitar. También a DGI le da mejores posibilidades de control, en la medida que tiene información de calidad y mucho más oportuna", apuntó Serra. A su vez, dijo que se firmó el decreto por el que se extienden los beneficios fiscales a las empresas que incorporen tecnología para "subirse" a la factura electrónica y queda amparado en el beneficio cuando las empresas "arriendan un servicio de facturación".

"A efectos que el contribuyente tenga la máxima información, pusimos en nuestra web (www.dgi.gub.uy) un registro de las empresas de software que han sido autorizadas como emisores electrónicos", indicó el director de Rentas.

"Desde enero vamos a armar un registro de empresas de software a las que vamos a poner obligaciones como mesa de ayuda para clientes, obligaciones claras de como exportar e importar información si se cambia de proveedor. A los que estén registrados van a tener un proceso de homologación abreviado, hoy un nuevo emisor demora seis meses y con esto lo pensamos reducir a la mitad", agregó.

La recaudación crece 2,3% en nueve meses.

Con una economía en desaceleración y un Presupuesto que prevé un crecimiento que los analistas consideran que es más alto del que se dará, la presión sobre la Dirección General Impositiva (DGI) —la principal caja del Estado— para que aumente sus ingresos es considerable.

En el período enero-septiembre frente al mismo lapso del año pasado, la recaudación de impuestos está "creciendo global en el orden del 2,3%" según los "datos primarios" de la DGI, adelantó a El País el director general de Rentas, Joaquín Serra.

El organismo divulgará los datos completos en una semana.

La recaudación "está en lo previsto", dijo Serra.

"Lo que está ocurriendo es que la recaudación está acompañando lo que es la evolución de la economía en términos generales, sigue creciendo a tasas menores que en años anteriores, pero se sigue notando un crecimiento", añadió el funcionario.

La economía uruguaya creció 2,1% en el primer semestre del año y el gobierno prevé que lo haga entre 2% y 2,5% en todo 2015.

Cada año, la DGI y el Ministerio de Economía y Finanzas establecen un compromiso de gestión, si este se cumple mandos medios y jerarcas perciben una partida adicional al salario, de lo contrario no. Ese compromiso establece diferentes metas en cuánto a operativos de fiscalización, facilitación de trámites y también de ingresos del organismo.

"Cuando se nos fijó la meta de recaudación se hizo sobre ciertos supuestos de variables macroeconómicas y que tenía implícito un crecimiento de la recaudación del orden del 2,5% y es en lo que estamos", expresó Serra.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)