DISERTACIÓN DEL MINISTRO DE ECONOMÍA

Las pasividades crecieron un 110% en nueve años

Por flexibilización y suba salarial dijo Astori; “tensiona” cuentas.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
El gasto del Estado se enfocó en políticas públicas sociales, dijo el ministro Astori. Foto: F. Flores

Desde el 2008 a la fecha, la cantidad de pasividades en el país aumentó de forma significativa. En concreto, en nueve años la evolución real (en pesos constantes a 2016) registró un incremento de 110%, señaló ayer el ministro de Economía y Finanzas, Danilo Astori, en una disertación en la Cámara Española de Comercio.

"Uruguay hoy está en una etapa en la que las pasividades crecen en unas 30.000 por año y, por supuesto, esto representa para la evolución de los recursos destinados a este fin un desafío muy importante que tenemos que tener en cuenta cuando examinamos las mejores posibilidades de Uruguay con relación al futuro", afirmó.

Este incremento se debe, además de a una cuestión demográfica, a la flexibilización de la ley de jubilaciones en 2008 en la que se modificaron los motivos y cantidad de años de trabajo exigidos. Además, las pasividades aumentaron más que la inflación, lo cual hace que se incremente su costo real.

"No es lo mismo que las pasividades crezcan en una economía inflacionaria, a que las pasividades —o incluso los salarios— crezcan en una economía con baja inflación. El significado real en este último caso —con baja inflación— significa un esfuerzo importante para el país", remarcó.

Este incremento es uno de los factores por los que las cuentas públicas "continúan tensionadas", aseguró. El déficit en junio fue de 3,6% del Producto Bruto Interno (PIB). En este punto, consideró que no comparte el punto de vista de que se "están despilfarrando los recursos", como consideraron dirigentes de los partidos de la oposición.

"Uruguay ha manejado siempre, a veces acertando y otras equivocándose, con mucha prudencia el gasto público", sostuvo y agregó que si uno compara el gasto público con el de otros países del mundo, "percibe que la proporción de gasto con relación al PIB es bien moderado".

Puntualizó, además, que el término "despilfarro" da a entender que el Estado gasta en lo que no debería hacerlo. No obstante, los recursos se utilizan en políticas sociales como educación, salud e infraestructura, remarcó.

"Artículo 15".

Astori, consultado sobre si el "Artículo 15" de la Rendición de Cuentas podría perjudicar el grado inversor de Uruguay, respondió que, por el contrario, esta modificación brinda una "seguridad de que se pagará", ya que el artículo señala que los juicios de más de US$ 10 millones deberán "incluirse en su próxima definición presupuestaria el pago de esa deuda y cancelarla al ejercicio siguiente. Lo veo como una garantía y no como un riesgo", aseguró.

Fútbol, religión y poca economía.

Al finalizar la disertación, los participantes aprovecharon la ocasión para preguntarle a Astori de los temas más diversos, desde si seguía siendo católico a si se postularía como presidente del Club Nacional o anécdotas del político Wilson Ferreira Aldunate. "Tienen mucho que ver con las charlas", dijo Astori al tiempo que respondió cada una.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)