nave gasera fue la primera en arribar al Muelle C para realizar reparaciones

Primer barco que amarró en Muelle C por reparaciones

Como se dice popularmente, el Muelle C, inaugurado días pasados, ya fue estrenado con el arribo del primer barco que no fue ni un portacontenedores, ni un crucero turístico sino una nave gasera y lo hizo para efectuar reparaciones.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Vino desde Río y repara su hélice dañada en Tsakos. Foto: Archivo El País

Se trata del barco español, “Celanova”, un tanquero de mediano tonelaje que está operando en el área de Río de Janeiro en el transporte de gas (no gas natural licuado).

Parece que en una de sus operaciones, la hélice rozó fondo rocoso y las puntas de sus palas resultaron dañadas. Seguramente los talleres navales de Brasil están a full o los armadores optaron por buscar otros precios y consultaron a sus agentes en Montevideo -Agencia Marítima Sur- para traer el barco a Montevideo.

El método razonable de realizar el trabajo es amarrar el barco a muelle, aproarlo con lastre cuanto se pueda y levantar la popa del barco para mostrar generosamente su hélice, que pesa 6 toneladas y con una grúa retirarla del eje. Luego llevarla a los talleres de Tsakos y allí llevarla a la forma original con los artesanos uruguayos.

El acierto de este negocio para Montevideo fue el paso dado por la agencia Marítima Sur, de solicitar el nuevo muelle para acomodar por varios días este barco sin afectar la actividad comercial que realizan los otros muelles del puerto. Habría sido un desperdicio no utilizar el Muelle C aún sin terminar.

El barco llegó hace cinco días, se enderecerán las palas de la hélice, se le devolverá los ángulos y forma original para que no genere vibraciones y si todo sale bien demandará cinco días de trabajo. La primera etapa está cumplida porque el sábado al mediodía se había logrado retirar la hélice del barco tras lo cual fue llevada a los talleres Tsakos. Ahora se está trabajando en una etapa verdaderamente artesanal para restablecer la forma original de esta hélice que como dijimos pesa 6 toneladas.

Luego un día más para devolverla al eje del barco, recuperar el lastre, y de vuelta a Río 4 días más tarde. El “Celanova ” es un barco de 120 metros de eslora, muy nuevo y tiene capacidad para 2 mil metros cúbicos.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)