empresas del interior

Reclaman medidas frente a "minicrisis"

Empresarios y comerciantes del Interior coinciden en que se está ingresando en una etapa de "mini- crisis" y exigen que el gobierno adopte una batería de medidas para contrarrestar los efectos.

"Desde hace más de cinco meses estamos pidiendo que se reconozca el problema para que juntos podamos buscar soluciones que ayuden a pasar tan difícil momento. Cinco meses en la vida de un país no significan nada, en la de un gobierno muy poco, pero en la de un comercio chico pueden ser la diferencia entre sobrevivir o desaparecer". Con esa frase la Confederación Empresarial del Uruguay que nuclea a más de 8.000 micro, pequeñas y medianas empresas del Interior resumió la angustia que vive el empresariado del interior del país.

La gremial participó de un encuentro con otras asociaciones de empresarios en el interior que marcaron un panorama sombrío.

Carlos Perera, presidente de la Cámara Nacional de Comercio, advirtió que en la frontera con Brasil ya hay comercios que han cerrado producto del dinamismo que ha adquirido la crisis en el vecino país.

"Brasil ha devaluado entre 53% y 54%, en Argentina el dólar blue que es con el que se maneja la gente, ya llegó a 16 pesos. Este escenario inevitablemente impacta fuertemente en la economía empresarial uruguaya", dijo Perera. Y agregó: "Hace más de un año venimos preanunciando lo que en aquel momento llamamos una situación de estrés. Hoy creo que estamos comenzando una minicrisis que ya se observa con el cierre de muchos comercios en Artigas, Rivera, Rocha y hasta Maldonado".

El empresario recordó que en 2014 ingresó contrabando desde Argentina por US$ 580 millones y ahora "se espera un impacto similar con Brasil" debido a la devaluación en ese país.

"Coincidimos en que estamos viviendo una situación muy particular por lo que pretendemos que nuestras propuestas sean escuchadas por quienes tienen que tomar decisiones", expresó a El País, por su parte, Carlos Ledesma, presidente del Centro Comercial de Paysandú.

En concreto, los empresarios piden que se otorguen exoneraciones impositivas momentáneas —especialmente a nivel patronal— y se rebaje 50% en el precio del gasoil de forma de mitigar no sólo el contrabando de combustible, sino de impulsar a los sectores de la construcción y agropecuarios que generan empleo.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)