CAMBIOS IMPOSITIVOS

Tributación de pymes "se complicó"

“Ya no es tan simple como antes” llevar la administración del pequeño comercio, dicen.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
La primera mesa del evento trató el tema de la seguridad enfocada en los comercios. Foto: F. Flores

El mapa tributario para los pequeños y medianos comerciantes cambió, se volvió más complejo y "ya no es tan simple como antes" llevar la administración de una empresa. Esa fue la conclusión a la que arribó una mesa de expertos que analizó el peso de la carga tributaria sobre las empresas en un evento organizado ayer por la Cámara Nacional de Comercio y Servicios (CNCS).

La contadora Cecilia Arias del Departamento Tributario del Estudio Guyer & Regules presentó la situación actual de una empresa promedio: "debe pagar un 25% de Impuesto a la Renta (de las Actividades Económicas), si no es sociedad personal ni está por debajo de US$ 430.000 dólares de ingreso (por año) tendrá que sumar 7% por distribución sobre sus rentas gravadas, sobre eso tendrá 1,5% de Impuesto al Patrimonio sobre todos los activos en Uruguay y también sumar casi 20% de aportes patronales. Se acerca a un 50% (de impuestos)".

Ante este panorama es que se vuelve relevante la tarea de planificación tributaria, para ser eficiente en el gasto y los anticipos al fisco, así como también para aprovechar las deducciones impositivas que brinda el Estado.

El contador Ignacio Morelli planteó que la carga impositiva que deben asumir las empresas "no es un monto menor como para no incluirlo dentro de los costos y los flujos de caja planificados". Arias subrayó que se trata de "números relevantes cuando el empresario analiza sus márgenes y el retorno sobre el capital invertido".

Por estos motivos, el vicepresidente de la CNCS, Julio César Lestido, marcó como una clave hacia el futuro "profesionalizar" la tarea de análisis tributario, ya sea delegándola en un estudio especializado o mejorando la capacitación de los responsables dentro de la empresa. Sostuvo que es un aspecto ya abordado por las grandes compañías, pero que ahora también debe ser encarado por los pequeños y medianos comerciantes. "El nuevo sistema indica que tenemos que dejar el hecho casero (en la administración tributaria) y buscar asesores, eso nos permitirá ser más eficientes y optimizar los recursos", dijo Lestido a El País.

Además, Arias adelantó que varios cambios anunciados por el gobierno generarán nuevos costos para las empresas. Aparte de las variantes impositivas introducidas en la Rendición de Cuentas, la contadora mencionó la implementación de la factura electrónica obligatoria y la ley de Inclusión Financiera.

Indicó que estos procesos exigen "inversión y capacitación" a los empresarios, lo que produce costos que no son tenidos en cuenta por parte del Estado. En la misma línea, Morelli expresó que a la hora de solicitar anticipos de impuestos, al fisco poco le importa si se trata de un producto que se cobrará al contado, en 90 días o en más tiempo (como ocurre si se le vende al Estado). La profesional del Estudio Guyer & Regules agregó que las empresas dedican "cada vez más horas de trabajo en generar información al fisco". Tras esto, desde el público uno de los asistentes ironizó: "las tercerizaciones que son mala palabra para el gobierno las hacen con los temas recaudatorios".

Por otra parte, los expositores presentaron algunos aspectos a tener en cuenta para ser más eficientes en la planificación tributaria a nivel empresarial. Arias señaló que la mayoría de las pymes "no toman precaución sobre los gastos deducibles (que pueden descontar al pagar un impuesto)" y muchas veces para acceder a la exoneración solamente se requiere cambiar un proveedor.

A su vez, recomendó considerar los beneficios tributarios a la hora de realizar una inversión o contratar personal, porque diferentes planes oficiales promueven por ejemplo los proyectos que involucren energías limpias o que brinden trabajo a un determinado sector de la población.

También apuntó que muchas veces resulta "más eficiente" desde el punto de vista fiscal para una empresa un préstamo bancario que solicitar dinero a un inversor.

Lestido destacó la importancia de estos eventos para aumentar la capacitación de los pequeños y medianos comerciantes en temas impositivos. "Una cosa es que este cambio (hacia un mapa tributario más complejo) me absorba y otra es que yo sepa que hay un cambio y me preparo, el impacto va a ser siempre menor", concluyó el vicepresidente de la CNCS.

Seguridad: la clave es "comprar lo necesario".

La mesa inicial abordó el tema seguridad con la presencia del jefe de Policía de Montevideo, Ricardo Pérez, y el presidente de la Comisión de Seguridad de la Cámara de Comercio de Chile, Jorge Lee Mira. "No podemos pensar el comercio y los servicios sin seguridad, son claves para el desarrollo", dijo el empresario chileno.

Contó que desde 1998 los comerciantes analizan la situación de la seguridad en Chile, relevan los hechos delictivos y elevan propuestas a las autoridades. Además, la gremial produce "guías para los comercios minoristas" con recomendaciones de seguridad, porque el empresario "no sabe qué necesita, compra lo que le venden".

El jefe de Policía compartió esta visión y mencionó el caso de las cámaras de seguridad, donde importa "la calidad" ya que muchas veces esas grabaciones son las únicas pruebas que recibe la Justicia sobre un robo.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)