GERARDO ZAMBRANO ANTÓN

Aplauso a Reilly, confianza en nuevos dirigentes y un Ministro intrascendente, en un año complicado...

“ARU y Federación Rural deben trabajar juntas”

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Foto: Darwin Borrelli

¿Cómo ve a las gremiales agropecuarias?

Las entidades rurales deben tener no sólo una mayor comunicación, sino un trabajo en conjunto que fortalezca al sector en general. Los presidentes de ARU y Federación actual, por más que haya una relación con ambos, son dos personas sensatas en cuanto al manejo de las cosas, inteligentes, moderados, pero para mi sigue faltando esa comunicación, esas decisiones conjuntas que fortalezcan al sector. No tengo dudas que deben tener un trabajo conjunto y común para fortalecer a las instituciones. Independientemente que integren la Inter Cameral para otros temas comunes con el sector agropecuario. Pero a veces esas otras asociaciones dificultan la posibilidad de expresión por tener gente vinculada al gobierno… Y las expresiones hay que hacerlas, con respeto, con educación, pero hay que hacerlas. Como lo hizo por ejemplo Ricardo Reilly en el discurso del Prado que realmente fue excepcional por el contenido, el tono y por todo, que por suerte fue avalado por todas las instituciones y por el actual presidente de ARU. Y si cayó mal en el gobierno fue por marcar las cosas que pasan con argumentos aunque no gusten.

¿Qué opina del Ministro Tabaré Aguerre?

Por suerte tenemos al Ministro que tenemos, porque es productor y conoce los problemas; pero el tiempo ha hecho que se diluya su gestión. Ya no tiene ascendencia sobre muchos temas y seguramente tenga muchas ganas de irse. Si bien conoce los problemas del agro, frente a los problemas de la economía no ha tenido un desarrollo para solucionar los problemas del sector. Habla mucho y hoy es intrascendente. Claro, siempre está el temor que si se va, viene otro peor. Digo que se quede hasta cuando pueda, que no va a pasar nada de su parte, ni a favor, ni en contra.

¿Qué proyecta en el sector?

Dificultades, mucho más internas que externas. En el exterior no podemos tener mucho más ascendencia de lo que está intentando hacer el Canciller Nin Novoa con acuerdos bilaterales. Pero el tema interno por los costos, ineficiencia y una reforma del Estado que nadie la ha realizado, evidentemente van a complicar. Por eso veo un año 2017 complicado, con una óptica distinta a la del gobierno que busca justificar las acciones y sembrar optimismo. Y soy pesimista sobre todo tomando en cuenta lo que se viene: reforma impositiva, suba de tarifas, etc.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)