SANIDAD

Aprobaron proyecto para eliminar la carne "ilegal"

Piden más control de carnicerías del interior y mataderos.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Faenas: la pasada semana se redujo 10% el nivel de actividad. Foto: AFP

Mientras desde la Federación Rural se exhorta a los productores a denunciar los casos de abigeato, comenzó a marchar el proyecto presentado por el presidente de la Asociación de Plantas Frigoríficas dedicadas al Mercado Interno, Carlos Pagés, que apunta a brindarle mayor potestad al Instituto Nacional de Carnes (INAC) para controlar las carnicerías del interior, mataderos y expendios del producto.

La meta es evitar que la carne procedente de actos de abigeato y faenas clandestinas, se mezcle con la carne "legal" y termine en la mesa de los consumidores, fomentando el ilícito y pudiendo causar problemas de sanidad (si se carneara algún animal enfermo o en tratamiento) que al trascender, pondrían en riesgo los mercados abastecidos por Uruguay, que confían en la inocuidad de la carne producida.

La iniciativa de Pagés fue aprobada la semana pasada en la reunión semanal de INAC, con el apoyo de la industria exportadora, los ganaderos, los frigoríficos focalizados en el mercado interno y el Ejecutivo, pero llevaba varios meses de haber sido presentada. "Se pidió que se instrumente la manera legal para que sea INAC el que controle las carnicerías de todo el interior y no bromatología de las intendencias como sucede hoy", dijo Pagés a El País. Si para lograr ampliar las potestades del INAC se precisa la creación de una Ley o Decreto, se acudirá al Ministro de Ganadería, Agricultura y Pesca, Tabaré Aguerre.

El titular de la iniciativa recordó que hace unos años hubo tres personas que se intoxicaron en Mercedes por consumir carne procedente de abigeato perteneciente a un animal que estaba enfermo y debieron ser tratados en un hospital de Montevideo. "Con las redes sociales como están hoy, si vuelve a darse un problema como ese y se sube a las redes sociales, en un rato los compradores de todo el mundo dejarán de comprar, porque la carne uruguaya presenta un problema de inocuidad, por no haber puesto la casa en orden", explicó.

A su vez, el industrial y productor agropecuario, también apuntó sus baterías a controlar los mataderos del interior y principalmente los de la frontera, pues considera que "hay competencia desleal".

Según dijo Pagés "los mataderos que están sobre la frontera, pagan la mitad de impuestos —hoy el impuesto promedio es 15,05% por kilo de carne incluida la menudencia—, porque están pensados para abastecer un pueblito", pero resulta que "matan más ganado que un frigorífico habilitado a nivel nacional, porque la carne viene a dar a Montevideo y otros departamentos". Recordó que se trata de "mataderos que los abrieron los políticos en épocas en que se pensaba que algún pueblo podría quedar desabastecido". Por eso, la gremial de frigoríficos dedicados al mercado interno —en el proyecto propuesto que hoy está caminando dentro del INAC— y después las gremiales exportadoras se adhirieron. "Aclaramos que no vamos a dejar ninguna zona desabastecida. Eso se garantizó por escrito, pero se pidió que se eliminara la competencia desleal, porque está perjudicando a toda la industria".

Según Pagés, "si se extreman los controles sobre la carne que se vende en el interior, habrá menos personas que se arriesguen a entrar carne ilegal al circuito". A su vez, avanza en el Parlamento el proyecto que endurece penas para abigeato.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)