NEGOCIOS

Mañana publican norma para carne ovina con hueso

Registro Federal de EE.UU. abrirá plazo para comentarios.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
La trazabilidad es electrónica e individual. Foto: JBM

Mañana se publicará en el Registro Federal de Estados Unidos la norma provisoria habilitando el ingreso de carne ovina con hueso uruguaya, procedente de compartimentos ovinos de alta bioseguridad, una figura aplicada por las autoridades sanitarias uruguayas, avalada en el código zoosanitario de la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE). La iniciativa busca brindar garantías sanitarias adicionales a los mercados y destrabar barreras comerciales amparadas en la hipotética presencia de fiebre aftosa.

Mañana, a la hora 9 de Washington estará publicada la norma provisoria, confirmó ayer el Ministro de Ganadería, Agricultura y Pesca, Tabaré Aguerre, tras hablar telefónicamente con el subsecretario de Comercialización y Programas Regulatorios del Departamento de Agricultura de EE.UU., Edward Avalos.

Tras la publicación se abre un período de 60 días para comentarios en Estados Unidos —si los hubiera se deberán levantar uno por uno— y luego se abriría el mercado muy cerca de septiembre.

Aguerre se mostró confiado, por lo que le comentaron las autoridades de Estados Unidos, en que no habrá problemas tras la publicación de la norma provisoria, que será sustituida, una vez abierto el mercado, por la normativa definitiva.

En el marco de una conferencia de prensa improvisada, donde también participó Francisco Muzio (Servicios Ganaderos), Federico Stanham (INAC), Jorge Roel (INIA) y Javier Otero (SUL), el secretario de Estado recordó que "hay 15.000 productores ovejeros y 13.000 de esos productores son pequeños y medianos. Estamos convencidos que transformar una posibilidad técnica —por el compartimento ovino— a través del desarrollo de bienes públicos sanitarios, nos permitirá que muchos productores puedan visualizar el rubro ovino como una alternativa de crecimiento y desarrollo".

El compartimento ovino se logró gracias a la interacción entre privados y públicos (INIA, SUL, INAC y MGAP), pero también con la visión de la delegación uruguaya que concurre anualmente a la Asamblea Anual de delegados de la OIE, donde el país ha venido ganándose el respeto en sus más de 20 años de presencia.

"El mercado no se conquista cuando se logra el acceso sanitario o cuando se tiene una mejora arancelaria; se conquista cuando se logra la fidelidad de los consumidores y ellos van a querer comer carne de cordero uruguayo todo el año y no los tres o cuatro meses en los que hoy Uruguay ofrece corderos", reconoció el ministro.

Por eso, mencionó como "una de las limitaciones que hay que enfrentar es cómo generamos una cadena de suministro que tenga continuidad a lo largo del año".

A su vez, se mostró confiado en que una vez abierto el mercado se pueda lograr un valor diferencial por los corderos procedentes del compartimento que estimule la generación de nuevos emprendimientos privados, los que serán auditados y certificados por la Dirección General de Servicios Ganaderos (MGAP).

En ese sentido, el titular de la citada repartición sanitaria, Muzio, dijo que el avance en la apertura del mercado estadounidense "hay que tomarla como una conquista del país. La figura del compartimento estaba en la letra chica del código de la OIE. Se aplicaba en aves y cerdos y con muy pocas experiencias en el mundo. Uruguay tuvo la visión público-privada de tratar de esa figura diera una solidez sanitaria".

De este modo reconoció el aporte de técnicos como los doctores Carlos Correa y Jorge Bonino, que llevan varios años en la delegación uruguaya que concurre a la OIE.

Javier Otero, gerente del SUL, dijo estar entusiasmado con el avance. "Hace tres años que frotamos la lámpara y el genio recién aparecerá (por la norma)". Entrando al mercado habrá que competir con Australia y Nueva Zelanda.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)