DIPLOMÁTICO

Embajador australiano: "La mejor forma de lograr crecimiento económico es el libre comercio"

Brett Hackett destacó las similitudes entre Uruguay y Australia, las oportunidades de complementación y el interés por el Mercosur. 

Brett Hackett
Brett Hackett, embajador de Australia en Uruguay.

Con casi 30 años dentro de la diplomacia australiana, al embajador Brett Hackett le tocó vivir en países tan variados como Afganistán, Pakistán, Brasil o Canadá. Desde hace unos años se desempeña como representante de su país en Argentina, Paraguay y Uruguay, lo que le permitió sorprenderse por las similitudes que encontró entre su nación de origen y esta región.

Visitó Uruguay en los últimos días para participar de la inauguración de una muestra de arte indígena australiano —que puede verse en el Museo de Arte Precolombino e Indígena (MAPI)— y dialogó con El País, entre otros temas sobre la importancia del libre comercio en el mundo, principalmente para países exportadores como Australia y Uruguay.

También expresó el interés por fortalecer la relación con el Mercosur, destacó que están creciendo las inversiones australianas en el país, y que hay oportunidades de complementación en materia educativa. A continuación, un resumen de la entrevista:

—¿La diplomacia de Australia se centra en el aspecto comercial y buscan embajadores con ese perfil?

—En realidad no, nuestro servicio diplomático está compuesto por un grupo muy diverso de personas. En mi caso por ejemplo, yo me uní a la administración en 1990, venía de una familia de abogados, pero también había músicos, uno de esos músicos es ahora embajador en otra parte. Otras personas hicieron ciencia política, otras trabajaban para organizaciones, son muy diversos los perfiles pero por supuesto, como parte de la diplomacia australiana, la promoción de los intereses comerciales de Australia a nivel internacional es muy importante.

—¿Qué importancia le dan a la firma de acuerdos comerciales con otros países?

—Australia es uno de los países que más apoya el libre comercio en el mundo. Trabajamos en la Organización Mundial del Comercio (OMC) pero también hemos logrado una red de acuerdos de libre comercio como con China, Japón, Corea, Estados Unidos, ASEAN (la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático).

Además, una de las cosas que estamos dispuestos e interesados en hacer es ayudar a otros países a que comprendan que pueden producir en Australia y utilizar esos acuerdos de libre comercio para asegurarse el acceso a mercados, particularmente los asiáticos.

Sydney, Australia. Foto: Pixabay
Sydney, Australia. Foto: Pixabay

—Usted mencionó la relación comercial que tienen con China y con Estados Unidos. ¿Australia tiene una posición imparcial en la “guerra comercial” entre las potencias?

—No diría que es una posición imparcial, alentamos a ambas partes a considerar los beneficios del libre comercio. Nadie gana en una guerra comercial, principalmente países como Uruguay y Australia que son economías abiertas al libre comercio.

En consecuencia, nosotros somos realmente sinceros tanto con Estados Unidos como con China de que seguimos comprometidos con el libre comercio y que pensamos que la mejor manera para preservar el crecimiento económico global es a través del libre comercio.

—¿Entonces cree que Australia puede tener un rol negociador en esta disputa comercial?

—Creo que lo mejor que pueden hacer países como Australia o Uruguay es demostrar con el ejemplo. A pesar de que la tentación para países como los nuestros podría estar en que usemos las disputas comerciales entre otros para aumentar nuestras barreras para proteger nuestras economías, lo realmente importante es asegurarnos de no hacer eso.

La visión del Mercosur desde Australia

En línea con la apuesta al libre comercio y la complementación entre naciones y bloques económicos que promueve Australia, el embajador Brett Hackett contó que se siguen de cerca las novedades del Mercosur y que fue positivo el avance de firmar un acuerdo de libre comercio con la Unión Europea (UE).

“Nosotros estamos siempre buscando oportunidades para poder hacer más cosas junto con el Mercosur”, dijo y señaló que resta “ver cómo el Mercosur se va a desarrollar para que ese interés realmente crezca en Australia”. El embajador resaltó que “cuando el Mercosur concluyó las negociaciones con la Unión Europea quedamos extremadamente alentados, porque esa sí que era una negociación compleja y el bloque mostró que tiene una fuerza interna para superarlo, lo que es alentador para potenciales nuevos mercados”. De hecho, reconoció que desde Australia “estábamos interesados en ver si el Mercosur era capaz de negociar colectivamente con un socio como la Unión Europea y poder lograr un estándar alto, era una alta ambición y les doy mis felicitaciones, porque lo pudieron hacer”.

Hackett indicó que ahora “hay un montón de pasos por seguir” para el bloque regional en busca de un mayor desarrollo de la inserción y la apertura comercial, pero subrayó que “el hecho de que el acuerdo (con la UE) ya fue alcanzado es algo muy importante y que ciertamente llamó la atención en Australia”.

—¿Considera que hay una crisis del multilateralismo en el mundo?

—En países como Australia entendemos que podemos tener ideas fantásticas, podemos innovar, realizar propuestas que creemos que van a mejorar la forma en la que trabajamos a nivel internacional, tanto a través de la OMC como en la ONU (Organización de Naciones Unidas), pero también somos realistas y sabemos que no somos lo suficientemente grande para simplemente hacer que otros cumplan con esas visiones o propuestas.

Es por eso que nos mantenemos totalmente comprometidos con un sistema basado en reglas globales, ya sea en derechos humanos o comercio. Entendemos que necesitamos el multilateralismo, necesitamos tener alianzas, tener países amigos, necesitamos trabajar con países que compartan nuestras visiones y valores y estoy muy contento de decir que Uruguay es uno de esos países.

Ópera de Sidney
Embajador de Australia en Uruguay asegura que las inversiones de su país en Uruguay están creciendo. Foto: Tourism Australia

—¿Uruguay y Australia tienen algunas características similares como países? Son economías dependientes de sus exportaciones y países abiertos al mundo.

—Cada vez que vengo a Uruguay quedo absolutamente sorprendido. Si yo hablo con sus productores agrícolas tendría la misma conversación que podría tener con los productores australianos. Podríamos hablar sobre mercados globales, acceso a mercados, las mismas quejas sobre demasiadas regulaciones del Estado, el clima es otra de las quejas de siempre, o porque hay muchas lluvias o porque no llueve, es exactamente la misma conversación.

La conversación que podés tener con personas que viven en ciudades como Montevideo, Colonia, Punta del Este es la misma conversación que podés tener con los australianos que viven en ciudades similares, con charlas sobre que las calles tienen que ser arregladas, con la crítica de que el gobierno destina la mayoría de sus recursos en el campo, y la gente del campo diciendo que el gobierno destina la mayor parte del dinero en las ciudades. Uruguayos y australianos son verdaderamente parecidos.

​—¿Cómo analiza el nivel actual de las relaciones comerciales entre Uruguay y Australia?

—Una de las cosas que me llama la atención es que aunque estamos tan lejos uno del otro, por lo que probablemente nunca nos vendamos millones de dólares en bienes, debo subrayar la fuerte relación que tenemos.

Las inversiones australianas en Uruguay están creciendo, hay compañías australianas que están instalando oficinas acá, que instalan sus bases de operaciones para luego buscar oportunidades en países cercanos, y lo hacen en Uruguay porque les gusta su regulación y porque sus zonas francas son atractivas. Además de la inversión, que confío en que va a seguir aumentando, creo que la educación será un elemento muy importante de la relación en el futuro.

Todas las universidades, por ejemplo, tienen un centro de estudios australiano (en el exterior) que está empezando a tomar forma y desarrollarse. La universidad australiana Deakin, una de las mejores que tenemos, tiene una oficina en Uruguay y es la única en América del Sur. Creo que estamos empezando a ver que hay un interés real que se está formando en el sector de la educación.

Además ha habido un rápido aumento en el interés de jóvenes uruguayos que están interesados en estudiar en Australia. Entonces a partir de ahí hay mucho potencial para colaborar en investigaciones y desarrollo. Otro tema es que Uruguay es por ejemplo un líder regional en fintech y eso es algo que se está desarrollando en Australia ahora.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)