NEGOCIOS

Ancap rechazó la oferta de US$ 45 millones por su empresa en Argentina tras análisis anti-lavado

La empresa estatal rechazó la oferta por Carboclor, el último negocio que le queda en Argentina tras meses de idas y vueltas con el oferente, Pure Life Trading.

Fachada del edificio de Ancap. Foto: Archivo El País
Ancap recibió una oferta, pero no le satisfizo la información sobre el origen de los fondos. Foto: Archivo El País

Ancap rechazó la oferta de US$ 45 millones por Carboclor, el último negocio que le queda a la empresa estatal en Argentina tras meses de idas y vueltas con el oferente, Pure Life Trading, una sociedad con sede en Ajman, Emiratos Árabes Unidos.

Así lo informó Ancap a través de un comunicado divulgado anoche, en el que explica que “resolvió mandatar a sus representantes en Ancsol y PetroUruguay (firmas propiedad de Ancap, accionistas de Carboclor) para rechazar la oferta”, como consecuencia “de un extenso y exhaustivo análisis de antecedentes del oferente” así como “del debido origen de fondos que resultó insatisfactorio”.

A mediados del año pasado, el oferente presentó una propuesta para comprar Carboclor y luego de analizarla, el directorio de Ancap decidió realizar un proceso competitivo abreviado para convocar a interesados a mejorar la oferta de Pure Life de US$ 45 millones.

Eso comprendía el 74,26% de las acciones de Carboclor que posee Ancsol y el 9,85% de las acciones de Carboclor que posee Petrouruguay S.A.. El restante 15,89% de las acciones de Carboclor cotiza en la Bolsa de Valores de Buenos Aires (está en manos de accionistas minoritarios).

Durante el proceso competitivo abreviado, hubo un par de firmas que mostraron interés por el negocio, pero luego no lo concretaron. A partir de ahí el directorio de la empresa estatal siguió adelante en las negociaciones con el grupo de Emiratos Árabes Unidos, lo que incluía “las diligencias debidas, análisis de la oferta y de información de la empresa que permita determinar el cierre de la venta, o descartarla”, afirmaba un comunicado de la petrolera.

El pasado 3 de diciembre “el directorio de Ancap, por unanimidad resolvió emitir una respuesta en la que establece que el grupo Ancap requiere la certificación de la disponibilidad de los fondos y de la entrega de la documentación final que acredite el correspondiente origen de los mismos, antes del día 10 de diciembre de 2020”, había señalado el ente en un comunicado.

La empresa Pure Life solicitó una “prórroga en virtud de los tiempos necesarios para el intercambio de documentos y las dificultades de traslado dentro de diferentes Emiratos”, había dicho a El País el presidente de Ancap, Alejandro Stipanicic.

Ante ello, “el directorio (de Ancap) resolvió conceder (un nuevo plazo) hasta el 21 de diciembre” para que Pure Life acredite lo solicitado. Eso supone la certificación de la disponibilidad de los fondos para la oferta y la documentación sobre el origen de esos fondos.

Poco más de un mes después, el ente resolvió rechazar la oferta. En el comunicado divulgado ayer señaló: “Ancap siguió rigurosamente los procedimientos para una debida diligencia desde la recepción de la oferta”, y agregó que los pasos “incluyeron el relevamiento de antecedentes de las personas y empresas involucradas, así como un procedimiento competitivo y público para verificar que no existieran interesados en mejorar la propuesta recibida”.

Sin embargo, ante “la constatación de la falta de capacidad financiera y de antecedentes del oferente, se le exigió la identificación de quien financiaría la operación, junto con una prueba de fondos y de su origen. Durante el segundo semestre del año, la documentación recibida en diferentes instancias incluyó referencias a empresas y personas. La comunicación con la prueba de fondos recibida el 31 de diciembre, posterior al vencimiento de los plazos estipulados, alude a una nueva empresa con fondos en el Bank of Shanghai que intervendría en la operación, lo cual esta institución no corroboró”, agregó Ancap.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados