negocios

Ni Barbie se salva del mal momento de la industria de los juguetes

La crisis del retail y la arremetida de otras formas de entretenimiento ponen en jaque a grandes nombres del sector como Toys 'R' Us, Mattel e incluso Lego

Barbie. El diseño de la famosa muñeca hacía presagiar su fracaso comercial.
Barbie. El diseño de la famosa muñeca hacía presagiar su fracaso comercial.

Los días de gloria de las grandes compañías jugueteras a nivel global acabaron. La fuerte y explosiva arremetida de la tecnología, las redes sociales y los videojuegos, los grandes rivales de estas firmas en la atención de los menores, han terminado por poner en riesgo el negocio de este sector, obligando a sus protagonistas a pensar en fusiones o simplemente a optar por la quiebra.

Solo el viernes recién pasado, y luego de acogerse a la ley de bancarrota en septiembre, la cadena de jugueterías Toys 'R' Us se transformó en una nueva víctima de la crisis del retail y el comercio minorista en Estados Unidos, tras anunciar que se prepara para la liquidación de sus operaciones y tiendas en ese país al no lograr reestructurar su deuda por los pobres resultados en las ventas de la campaña navideña y tras no encontrar un comprador interesado en salvar la popular compañía.

Fabricantes también en riesgo
Pero las tiendas norteamericanas, y sus filiales en el Viejo Continente, no son las únicas perjudicadas con la baja en las ventas de juguetes. Los proveedores de estos locales también están teniendo problemas. Esta misma semana, Lego, quien parecía inmune al mal momento que vive la industria a nivel global, reveló sus resultados correspondientes al último año, en los que registró la primera caída en sus beneficios en más de una década, mientras que las ventas anuales descendieron un 7,7% en 2017 marcando la primera baja en este ítem desde 2004.

Y si la compañía de bloques recién comienza a demostrar signos de debilidad, otras como Hasbro y Mattel ya han manifestado señales aún más concretas de la baja en la popularidad de muñecas, autos y figuras de acción entre los menores. Ambas compañías ya advirtieron desde fines del año pasado que los resultados correspondientes a este 2018 serían más bajos que lo proyectado inicialmente, con caídas tanto en el crecimiento de las ventas como en las ganancias, las que podrían incluso acrecentarse en el caso de que se agudice la crisis en el retail.

Ante este complejo escenario es que persisten los rumores sobre una posible fusión entre ambas compañías, un acuerdo que se discute desde 2016, cuando Hasbro lanzó su primera oferta para hacerse con la compañía creadora de Barbie, pero finalmente no prosperó. Pese a la insistencia de la primera, estas negociaciones aún no han llegado a puerto, y Mattel se resiste a una posible venta, la que en caso de concretarse uniría bajo un solo techo las franquicias de importantes personajes de Star Wars, Mavel, DC Comics y Las Tortugas Ninja, entre otros éxitos de ventas.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º