INN CONTENT PARA ALUMINIOS DEL URUGUAY 

Empresa reafirma apuesta a la producción nacional con inversión de US$ 1 millón

Aluminios del Uruguay invierte ese monto en modernizar su maquinaría y equipo de fabricación

Jorge Soler
Jorge Soler, director de Aluminios del Uruguay. Fotos: L. Mainé

La pandemia no frenó a Aluminios del Uruguay. Por el contrario, la empresa de más de 60 años en el mercado local aprovechó la disminución de la demanda en este período para realizar el cambio previsto de su principal equipo de fabricación: la prensa de extrusión.

En unas seis semanas, lograron instalar y poner en acción la nueva maquinaría que aporta calidad, velocidad y más variedad en la creación de perfiles de aluminios. “Para este período nos habíamos previsto de un stock grande para no descuidar a nuestros clientes y funcionó muy bien”, contó el director de Aluminios del Uruguay, Jorge Soler.

Esto se suma a una renovación previa en el sistema de anodizar, proceso que protege el material y que redunda también en más calidad y capacidad, detalló el director.

Llevar adelante esta modernización no fue una decisión sencilla. La renovación implicó una inversión que ronda US$ 1 millón, de los cuales dos tercios correspondieron a la nueva prensa de extrusión.

Al momento de plantearse realizar tal inversión analizaron si era conveniente en gran medida por la feroz competencia proveniente de China.

"Somos de los pocos fabricantes de perfiles de aluminios que vamos quedando en Uruguay. La mitad del material que hay en el mercado se importa, principalmente del país asiático. En este punto, nos cuestionamos si seguíamos fabricando o comenzábamos a importar", contó Soler.

Aluminios del Uruguay

Pese a que significaría una reducción de costos, por "respeto a sus clientes y a sus empleados" decidieron seguir apostando por la industria local. "Creo que podemos seguir compitiendo contra las importaciones y además mantener un nivel de calidad que ha sido tradicional en nuestra empresa y por la que nuestros clientes nos prefieren", aseguró el director.

Con el gigante asiático compiten por su diseño, asistencia técnica, respaldo y su sistema de abastecimiento en 24 horas, detalló. "El público uruguayo aprecia una diferencia entre la calidad, servicio y diseño de lo local en contraposición con lo chino. Eso es lo que sustenta nuestra posición".

Confiar en Uruguay 

La empresa instalada en Montevideo, ocupa una superficie edificada de 20.000 metros cuadrados, destinados a fábrica, laboratorios, administración, ventas y showroom. La producción anual supera las 4.500 toneladas, de las cuales un 25% es para exportación a la región, principalmente a Brasil y Argentina.

Su posición de líder en el mercado local es producto de los valores de la firma. "Desde los inicios se enfoca en cuidar la calidad, las personas de la organización y en estar encima de todos los detalles que refieran a seguridad e higiene ocupacional", remarcó Soler.

Para este año proyectan lanzar productos nuevos y más desafiantes gracias a la renovación de la prensa. "Se trata de algunos perfiles de gran tamaño como productos de fachada cortina, cada vez más frecuentes en los edificios modernos, y productos de alto padrón para obras de primer nivel con amplias ventanas corredizas", explicó.

Si bien este año la facturación de Aluminios del Uruguay cayó en el orden del 20%, son optimistas en que esta crisis, como las anteriores, pasará. "Confiamos en Uruguay, por eso seguimos invirtiendo. En la actividad industrial la inversión es una prueba fuerte de la confianza en el futuro, porque desde que nace la idea hasta que finalmente se ejecuta pueden pasar dos años. Es una apuesta al país", remató Soler. 

actividad

Líneas de negocio 

La firma se dedica a generar perfiles de aluminios para la construcción y usos industriales. Por otro lado, a la laminación e impresión de foil de aluminio y films plásticos para la fabricación de envases flexibles.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados