NEGOCIOS

Firma de vehículos autónomos de EE.UU. fue acusada de desplegar sus autos ilegalmente

Los conductores de emergencia denunciaron que Cruise utiliza las entregas de alimentos como excusa para continuar con sus pruebas

Cruise. Honda tendrá una participación de hasta US$ 750 millones. Foto: Difusión.
Foto: Difusión.

La compañía estadounidense de vehículos autónomos Cruise, respaldada por General Motors, se encuentra en el foco de la polémica en San Francisco luego que los conductores de emergencia acusaran que la empresa está desplegando sus autos de manera ilegal en las calles durante la pandemia del coronavirus.

Según los trabajadores, Cruise está utilizando las entregas de alimentos como excusa para continuar con sus pruebas de vehículos autónomos, violando las normativas de las autoridades.

A fines de abril, la compañía había informado que utilizaría sus vehículos autónomos para realizar entregas en los bancos de alimentos en San Francisco, como medida para apoyar en medio de la pandemia.

Sin embargo, los denunciantes citados por The Verge, aseguran que solo dos vehículos realizaron realmente el trabajo de despacho de alimentos, mientras que otros dos se dedicaron a realizar pruebas periódicas de la tecnología autónoma.

Uno de los trabajadores, que mantuvo el anonimato, explicó al mencionado medio que fue reclutado para entregar comida en un vehículo autónomo. Durante tres días, aseguró que solo realizó una entrega, mientras que “la mayoría de mi tiempo eran solo kilómetros de prueba”, acusó.

Otro de los denunciantes afirmó que “creo que (Cruise) viola la exigencia de quedarse en casa” al utilizar esta maniobra para seguir operando. En ese contexto, Becca Raybin, vocera del Departamento de Manejo de Emergencias, dijo de manera tajante que las pruebas de vehículos autónomos sin entregas de alimentos “no están permitidas”.

Cruise, en tanto, salió al paso de las críticas y enfatizó que “toda nuestra flota se ha dedicado a la respuesta a la crisis con la mayoría de los vehículos realizando entregas y otros sirviendo como soporte, todo como una extensión de nuestro programa de entregas”, afirmó Milin Mehta, vocero de la compañía a The Verge.

Así las cosas, la firma de vehículos autónomos estadounidense se sumó a otras que han hecho polémica en el último tiempo como Waymo que también vivió un episodio con sus conductores de emergencia que acusaban pocas medidas de seguridad en el trabajo.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados