Empresas

Fotmer Life Sciences consigue licencia para realizar extracto de cannabis medicinal

La empresa uruguaya Fotmer Life Sciences recibió de parte del Instituto de Regulación y Control del Cannabis (Ircca) la licencia para obtener hasta cinco toneladas de extracto crudo de cannabis para uso medicinal, que podrá destinarse a laboratorios que elaboren productos para su comercialización.

Demora. Uno de los permisos que más insume tiempo es producción del extracto. (Foto: EFE)
Fotmer Life Sciences consiguí su primera licencia 2017 para producir biomasa con alto contenido THC. Foto: EFE

La compañía Fotmer Life Sciences, que tiene instalados invernaderos con cultivos estandarizados, una planta de secado y curado en Nueva Helvecia, y un laboratorio en Parque de las Ciencias, podrá llevar adelante la extracción a partir de 10 toneladas de inflorescencias y 10 toneladas de material vegetal para posteriormente fraccionar el producto.

Actualmente, bajo la primera licencia otorgada en 2017 para producir biomasa con alto contenido de THC, el equipo de Fotmer Life Sciences cosechó con éxito las primeras 6 toneladas de 6 variedades diferentes de cannabis medicinal y las preparó para su exportación a través de su nueva planta de procesamiento que cuenta con una capacidad para 10 toneladas de inflorescencias secas.

“La experiencia adquirida desde que obtuvimos la primera licencia para producir cannabis medicinal en Uruguay nos ha permitido avanzar y dar este gran paso en la industria, tanto a nivel nacional como internacional, abriendo nuevas posibilidades y agregando valor a la cadena productiva”, señaló el CEO de la compañía, Jordan Lewis.

Fotmer Life Sciences es una empresa que apuesta al crecimiento y desarrollo del país, generando oportunidades de trabajo para profesionales locales y demandando empleos con un alto grado de especialización y puestos de trabajo indirectos.

Dentro de su equipo de profesionales se encuentran biólogos, bioquímicos, ingenieros agrónomos, químicos farmacéuticos y técnicos en hidroponía, que llevan adelante las tareas de investigación con tecnología de última generación.

La empresa emplea hasta 180 personas directamente y genera 250 puestos de trabajo indirectos durante la zafra, que abarca un período de 9 meses. Este personal se desempeña en las áreas de laboratorio y administración en el Parque de las Ciencias y en las áreas de cultivo extensivo y la planta de curado y secado en Nueva Helvecia.

“Hemos logrado desarrollar conocimientos a nivel nacional para implementar tecnología de avanzada e identificado la presencia de recursos humanos calificados en el país capaces de llevar a cabo este tipo de proyectos, así como se ha logrado avanzar en la implementación de buenas prácticas en toda la operativa, que permitirán una producción de alta calidad que nos habilitará a ofrecer alternativas a la medicina para mejorar la vida de las personas”, destacó Lewis.

Las instalaciones y los procedimientos que lleva adelante la empresa cumplen con lo establecido por la Organización Mundial de la Salud (OMS), la Food and Drug Administration (FDA), la American Herbal Pharmacopeia Cannabis Inflorescense y la Eudralez “The Rules Governing Medicinal Products in the European Union”, lo que le permite cumplir con los más altos estándares de calidad exigidos por la industria farmacéutica internacional.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)