mercado aeronáutico

El gobierno argentino advierte que Aerolíneas está "técnicamente quebrada"

El ministro de Transporte, Guillermo Dietrich, advirtió que la estatal Aerolíneas Argentinas está "técnicamente quebrada" y pidió que los sindicatos aeronáuticos levanten la huelga que han convocado para el próximo lunes.

Foto: Aerolíneas Argentinas.
Foto: Aerolíneas Argentinas.

"Aerolíneas, técnicamente, una empresa que sistemáticamente pierde plata, está quebrada porque, si no recibiese los subsidios por parte del Estado, como fue este noviembre, que giramos 1.200 millones de pesos (US$ 32 millones), no se hubieran pagado los sueldos", dijo Dietrich en rueda de prensa.

Precisó que en 2016 la compañía recibió un subsidio estatal de US$ 380 millones, que en 2017 se redujo a US$ 180 millones, mientras que para este año el objetivo era no superar los US$ 100 millones, pero finalmente los subsidios terminarán por totalizar US$ 197 millones.

Dietrich sostuvo que, pese a los ahorros logrados en diversos aspectos, la empresa se vio afectada este año por un aumento en el coste del combustible y una bajada en las ventas de pasajes al exterior.

Criticó que "algunos actores del sector dicen con total falta de responsabilidad e imprudencia que el objetivo del gobierno es destruir Aerolíneas Argentina", cuando, aseveró, "en menos de tres años sucedió todo lo contrario".

"Lo que tenemos hoy es una compañía que tiene más rutas, más aviones, más pasajeros, que gasta menos y que le demanda menos subsidio al Estadio, en un entorno donde hay mucha más competencia", afirmó.

A su juicio, en este proceso "falta un acompañante para potenciarlo" que son "algunos dirigentes sindicales", a quienes criticó por la huelga que este miércoles han convocado para el próximo lunes por el "incumplimiento" de la compañía del último acuerdo salarial con los trabajadores para compensar la alta inflación registrada en Argentina.

Dietrich invitó a los representantes de los gremios aeronáuticos a "reflexionar" sobre que "el paro cuesta muchísima plata para la compañía, afecta el prestigio de la compañía y sus ventas futuras".

"Esperamos que esta medida de fuera la levanten y, si no la levantan, que por lo menos tengan la responsabilidad de decir de cuándo a cuándo va a durar de forma tal de poder adaptar la operación", señaló.

Aseguró que es "casi imposible avanzar" con "la mayoría de los sindicatos" en un diálogo para acordar cambios que permitan aumentar la productividad de la línea aérea de bandera.

Por otra parte, defendió la decisión de la empresa de suspender a 376 empleados por abandonar sus tareas en el marco de una protesta sindical este mes que causó la cancelación de 258 vuelos y afectó a unos 30.000 pasajeros.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)