negocios

El impacto económico de la próxima Boda Real

La unión entre el Príncipe Harry y la actriz Meghan Markle generaría US$ 685 millones a la economía del Reino Unido

El príncipe Harry y Meghan Markle hacen su primera aparición tras anunciar su compromiso en los Jardines del Palacio de Kensington. Foto: Reuters
El príncipe Harry y Meghan Markle hacen su primera aparición tras anunciar su compromiso en los Jardines del Palacio de Kensington. Foto: Reuters

Un año con grandes acontecimientos es el que espera a la familia real británica este 2018. En solo cinco meses, la casa comandada por la Reina Isabel II verá el nacimiento del tercer hijo del Príncipe William y Kate Middleton -y quinto heredero al trono- en abril y además, celebrarán una nueva boda real un mes más tarde, cuando el Príncipe Harry y la actriz estadounidense Meghan Markle den el sí el próximo 19 de mayo en la capilla Saint George del Castillo de Windsor.

Este último evento será sin duda uno de los más esperados del año, por lo que ya comienza a generar fuertes expectativas respecto de las ganancias que podría dejar el nuevo enlace del hijo menor de Diana y Carlos.

De acuerdo con datos de la Oficina Nacional de Estadísticas de Reino Unido, el matrimonio entre William y Kate en 2011 generó un aumento de 350 mil visitantes al país, por lo que se pronostica que para esta ocasión el incremento alcance las mismas magnitudes en la semana en que se realice el matrimonio. Por esta razón, los más optimistas ya pronostican que el evento, que será seguido por corresponsales de todo el mundo, podría generar ganancias por hasta US$ 685 millones, según las proyecciones de la consultora Brand Finance.

De este total, aproximadamente unos US$ 270 millones provendrían de los gastos generados por el alza en los viajes y alojamientos turísticos, con especial atención a los establecimientos ubicados en las cercanías del Castillo de Windsor.

Mientras que otros US$ 200 millones llegarían gracias a las fiestas y celebraciones realizadas para conmemorar la unión, sumándose así otros US$ 70 millones más debido a la venta de merchandising conmemorativo de la cita, entre los que ya se cuentan tazas, platos, e incluso variedades de té inspiradas en la pareja comprometida. Este último, de hecho, se agotó a solo 24 horas de su lanzamiento, luego del anuncio del compromiso a mediados de diciembre.

Ante todas estas ganancias, el monto proyectado para la realización de la boda se queda chico. Se espera que el enlace alcance los US$ 40 millones de costo de organización -considerando gastos como la recepción y las extremas medidas de seguridad-, dinero que según se explicó será desembolsado íntegramente por la Corona.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)