Negocios

El Sudeste Asiático comienza a relajar las restricciones por la COVID-19

Las autoridades malasias han anunciado que a partir de mañana se permitirá operar a la mayoría de los negocios y empresas

Bangkok, capital de Tailandia con coronavirus
Bangkok. La capital tailandesa comienza a flexibilizar su actividad comercial. (Foto: Reuters)

Tailandia comenzó este domingo a relajar algunas restricciones por la COVID-19 con la apertura de algunos negocios y parques, mientras que Malasia y Singapur iniciarán la desescalada a partir del lunes y martes próximos, respectivamente, en el Sudeste Asiático.

Esta mañana se podía ver a personas corriendo, practicando tai chi o paseando con sus hijos pequeños en algunos parques de Bangkok en el primer día de reapertura desde que se cerraron al público el pasado 2 de abril.

Después de más de un mes de "ley seca", los residentes en la capital tailandesa también acudieron a los supermercados a comprar alcohol, cuya venta estaba prohibida desde el pasado 10 de abril.

A partir de hoy, también acaba el cierre obligatorio para las tiendas pequeñas, de animales, peluquerías y restaurantes, aunque no se podrá consumir alcohol en estos.

No obstante, Tailandia, con unos 2.900 casos y 54 muertos por el nuevo coronavirus, mantiene otras restricciones como el toque de queda entre las diez de la noche y las cuatro de la mañana, el cierre de centros comerciales y de las fronteras a casi la totalidad de los vuelos internacionales.

Las autoridades malasias han anunciado que a partir de mañana se permitirá operar a la mayoría de los negocios y empresas, aunque limitarán a la mitad la capacidad del transporte público para evitar aglomeraciones.

El Gobierno ha alegado razones económicas para levantar las restricciones, pero algunos ciudadanos han expresado su oposición y una petición en contra de la relajación de las medidas ha atraído más de 450.000 firmas en la web Change.org.

Junto con Filipinas (8.900 contagios y 603 muertos), Malasia (6.100 casos detectados y 103 fallecidos) es uno de los países que implementó una cuarentena mas estricta en el Sudeste Asiático.

Singapur, donde la pandemia ha causado más de 17.000 contagios y 17 muertos, permitirá a partir del martes la apertura de las clínicas de medicina china y los vecinos podrán hacer deporte en las zonas comunes de sus áreas residenciales, aunque las piscinas y gimnasios seguirán clausurados.

A partir del 12 de mayo, le tocará el turno a los negocios pequeños como tiendas de alimentación, puestos de comida, peluquerías y lavanderías en la ciudad-Estado

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error