EMPRESAS

El exjefe de WeWork, acusado de discriminar a una empleada embarazada

La empresa de espacios compartidos de trabajo y su antiguo CEO, Adam Neumann, son blanco de una nueva acción judicial

Adam Neumann, cofundador de WeWork. Foto: Archivo El País.
Adam Neumann, cofundador de WeWork. Foto: Archivo El País.

La empresa de espacios de trabajo compartidos WeWork y el que hasta septiembre fuera su consejero delegado, Adam Neumann, fueron acusado este jueves por supuestamente discriminar a una exempleada durante sus embarazos.

La queja, presentada ante las autoridades en Nueva York, se suma a otras demandas por discriminación de género planteadas en los últimos meses contra WeWork y Neumann, que renunció a su cargo tras la fallida salida a bolsa de la compañía.

En este caso, Medina Bardhi, que fue jefa de gabinete de Neumann, asegura que fue marginada repetidamente por el consejero delegado y otros directivos con motivo de sus dos embarazos.

Según la queja presentada, cuando quedó embarazada por primera vez, su puesto lo ocupó un hombre al que se le pagaba el doble y, a su regreso, inicialmente no se le permitió recuperar su puesto.

Bardhi recuperó el cargo posteriormente y con un nuevo embarazo, la situación volvió a repetirse, asegura.

La mujer apunta que tuvo que informar a Neumann de su estado desde el primer momento para explicar por qué no iba a poder acompañarle en viajes dada la costumbre del ejecutivo de fumar marihuana en la cabina del avión privado.

Bardhi añade que fue despedida de WeWork el 2 de octubre, tras la salida del polémico consejero delegado, y tras haber expresado sus quejas a varios ejecutivos.

Los golpes sucesivo que ha recibido la empresa ha afectado negativamente su cotización en la bolsa. Ya en 2018 registró pérdidas por US$ 1.900 millones

La demanda supone un nuevo golpe para la compañía y Neumann, muy criticados por la gestión del negocio tras el fracaso de su salida a bolsa.

La firma de espacios de trabajo compartidos llegó a estar valorada en unos US$ 47.000 millones, pero en septiembre pasado, antes de que se confirmara el aplazamiento de su debut bursátil, cayó por debajo de los 20.000 millones.

De acuerdo con documentos de la compañía, que tiene el nombre de The We Co., la firma tuvo unas pérdidas netas de US$ 1.900 millones en 2018 y en la primera mitad de este año la cifra neta negativa llegó a 900 millones de dólares.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados