ELECCIONES PASO

El dólar se disparó 17% en Argentina tras las PASO; en Uruguay aumentó 1,6% y el BCU salió a calmarlo

El resultado de las elecciones primarias que mostró una debacle del oficialismo de Mauricio Macri frente a la fórmula de los Fernández, afectó a los mercados argentinos. En Uruguay esa turbulencia se sintió en la cotización del dólar, que obligó al Banco Central a salir a amortiguar la suba.

Dólar. Foto: AFP.
El dólar se disparó este lunes en Argentina. Foto: AFP.

El dólar hoy se disparó en Argentina tras las elecciones PASO que dieron una señal clara de triunfo para octubre de Alberto Fernández sobre el presidente Mauricio Macri. La reacción al rotundo triunfo opositor de la fórmula de Alberto y Cristina Fernández en las elecciones primarias de la víspera, aleja una potencial reelección de Macri, dijeron operadores. Esto generó un impacto en Uruguay también donde el dólar subió, aunque mucho menos.

A nivel interbancario, el dólar en Uruguay abrió a $ 35,975, es decir 1,91% arriba del cierre del viernes y llegó a cotizar a $ 36. 

Pero, según dijeron a El País operadores del mercado cambiario, apareció el Banco Central a vender dólares en niveles menores y logró contener el avance.

La autoridad monetaria vendió US$ 74 millones en el mercado spot (diario) y otros US$ 32 millones en operaciones con dólar a futuro y formward (son ventas a realizar en plazos cercanos, pero con el precio ya pactado).

En el promedio de la jornada, la moneda estadounidense cotizó a $ 35,901, un 1,58% por encima del promedio del viernes. 

El billete verde, finalizó a $ 35,80. 

Al público, en las pizarras del Banco República, el dólar subió 50 centésimos y cerró a $ 35,10 a la compra y $ 35,60 a la venta, si bien sobre el mediodía llegó a cotizar a  $ 35,15 a y $ 36,65 respectivamente.

La suba del dólar fue la primera reacción de los mercados a las elecciones PASO en Argentina. Antes de que abriera el mercado mayorista, el dólar se vendía a 52 pesos argentinos en el homebanking del Banco Galicia desde las 6 de la mañana.

Sin embargo el dólar posteriormente se disparó más de un 30% y llegó a máximos históricos: algunos bancos ofrecían la divisa por encima de 61 pesos argentinos a las 11:10. Pasadas las 11 el HSBC vendía en Argentina dólares a 65 pesos argentinos, mientras que el Santander lo ofrecía a 60,23 pesos argentinos y el Banco Nación, a 61 pesos argentinos.

El viernes pasado, el dólar había cerrado en Argentina a 46,55 pesos argentinos en promedio en la venta al público.

Finalmente, a nivel interbancario, el dólar en Argentina cerró este lunes a 53 pesos argentinos, un salto de 16,96% en un solo día.

"Suba en la tasa de las (letras) 'Leliq', ventas en los mercados de futuros, ventas por cuenta de Hacienda y ventas propias del banco central en el segmento de contado, fueron las herramientas utilizadas por la autoridad monetaria para detener la fuerte suba del tipo de cambio", dijo Gustavo Quintana, analista de PR Corredores de Cambio.

El Banco Central (BCRA) debió vender reservas propias, por primera vez desde septiembre de 2018, dólares que volcó a la plaza más los subastados en nombre del Tesoro.

Los mercados financieros del país sudamericano se derrumbaron tras la abrumadora diferencia que el opositor de centroizquierda Alberto Fernández logró sobre Macri, convirtiendo la jornada en una de las más tensas desde las crisis vividas en 2001 y 1989, recordaron agentes financieros.

Las tasas interbancarias mostraron una fuerte escalada en línea con el récord de rendimiento avalado por el propio banco central.

El denominado 'call money' quedó en un nivel promedio del 86% anual a un día, cuando de manera intradiaria tocó un 120% entre entidades financieras de primer nivel, en comparación al 61% promedio del viernes pasado.

Un relevamiento de Reuters entre operadores y consultoras proyectó un dólar incluso a $ 70.

BALANZ, una firma de corretaje local expresó que "para el tipo de cambio, hemos estado trabajando con 70 pesos por dólar para el escenario de (triunfo de) Fernández (...) esperaríamos presiones sobre el tipo de cambio para una depreciación de 12% a 15%".

Delphos investment, una consulta independiente, en tanto planteó que se mantienen "al margen de los activos financieros argentinos. Seguimos sugiriendo posiciones defensivas. Habrá que ver qué nivel de precios y discurso de Fernández conforman una combinación atractiva para volver a ingresar en algún momento" y añadió que "la realidad superó a la ficción".

Para la consultora independiente Capital Economics, "la caída del peso podría ser atenuada por una intervención cambiaria (...) (pero) una intervención cambiaria fuerte podría hacer que los mercados pongan a prueba la determinación del banco central, forzándolo a gastar sus reservas".

Con información de Reuters y GDA/La Nación

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)