RESULTADOS

¿Cómo le fue a los bancos en Uruguay en el año de la pandemia del coronavirus?

Las instituciones debieron implementar prórrogas en el pago de cuotas de créditos y tarjetas, al tiempo que sostener la liquidez de la economía.

Llamado: El Banco República busca contratar 120 auxiliares. Foto: Fernando Ponzetto
Fachada del Banco República. Foto: Archivo El País.

El El año 2020, coronavirus mediante, se presentó como desafiante para los bancos que debieron implementar prórrogas en el pago de cuotas de créditos y tarjetas, al tiempo que sostener la liquidez de la economía para que no haya cortes en la cadena de pagos.

Aún con esos retos, los bancos en la plaza financiera uruguaya ganaron US$ 828 millones en 2020, según datos del Banco Central procesados por la consultora CPA Ferrere. En 2019 habían sido US$ 862 millones.

El Banco República obtuvo ganancias por US$ 507 millones y los bancos privados por US$ 321 millones.

Para evaluar mejor la ganancia de los bancos, se toma el indicador es el de rentabilidad sobre activos (ROA), ya que da la idea en términos relativos y no absolutos (donde el tamaño del banco importa más).

El ROA del República fue de 2,9%, el mismo que en 2019. En tanto el de los bancos privados fue de 1,6% frente al 1,9% del año previo. En general, el ROA del sistema bancario fue de 2,2% en 2020 frente al 2,4% del año anterior.

CPA analizó que esa menor rentabilidad se dio por “menores ingresos operativos sobre activos” y “menores resultados por diferencia de cambio”. Una “mayor eficiencia en gastos” atenuó la caída, añadió.

“Pese a la crisis global, crecen los depósitos, algo que también se observó en otros mercados. Es la contra cara del fuerte aumento de liquidez en dólares y en pesos, resultado de políticas monetarias expansivas adoptadas por Bancos Centrales de economías avanzadas, y también por el Banco Central”, señaló CPA Ferrere.

Los depósitos crecieron 12% al comparar el cierre de 2020 con el de 2019, con un total de US$ 34.516 millones. El 76,5% de esos depósitos estaba en dólares.

También crecieron los créditos 5% interanual a fin de diciembre en pesos constantes, mientras que en moneda extranjera bajaron 1%. A su vez el uso de garantías del Sistema de Garantías (SiGa) creció y entre abril y fin de 2020 alcanzó a US$ 520 millones, el doble que en la suma de los 10 años previos del instrumento: US$ 260 millones. “Aunque todavía existe espacio para una mayor expansión de este instrumento”, señaló CPA Ferrere.

La “morosidad bajó en 2020 pese a la recesión y las dificultades en el mercado laboral; en 2021 podría ‘rebotar’ cuando finalicen las medidas transitorias adoptadas por el regulador”, analizó CPA. La morosidad (porcentaje de créditos vencidos impagos sobre el total) se ubicó en 2,8%. En el República bajó de 4,7% a fin de 2019 a 4,6% a fin de 2020 y en los privados retrocedió de 2,4% a 1,9%.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados