INDICADOR GLOBAL

Las señales del Índice Big Mac sobre el peso uruguayo

La última edición del Índice Big Mac que publica la revista The Economist, mostró que la mayoría de las monedas están subvaluadas frente al dólar, sin embargo, dentro de ese grupo el peso uruguayo se ubica entre las de menor subvaluación.

Foto: archivo El País
Pesos uruguayos. Foto: archivo El País

La hamburguesa clásica de McDonald’s, la Big Mac, se produce de forma idéntica en más de 100 países y su valor sirve como un comparativo de la paridad de poder de compra entre las distintas monedas del mundo.

La última edición del “Índice Big Mac” que publica cada seis meses la revista británica The Economist, mostró nuevamente que la mayoría de las monedas están subvaluadas frente al dólar (deberían valer más, es decir que el dólar debería bajar en esos países) y lejos del nivel de equilibrio en términos de largo plazo. Sin embargo, dentro de ese grupo el peso uruguayo se ubica entre las menos subvaluadas.

En efecto, la Big Mac cuesta $ 164 en Uruguay y US$ 5,74 en Estados Unidos, por lo que el tipo de cambio implícito según el indicador sería $ 28,57.

Esto muestra una diferencia entre el valor de equilibrio y el tipo de cambio real ($ 35,17 toma The Economist) de 18,8%, que sugiere lo subvaluado que se encuentra el peso local.

Índice Big Mac. Foto: El País | The Economist
Índice Big Mac. Foto: El País | The Economist

El ranking de la revista británica muestra que hay solo cuatro países cuyas monedas están menos subvaluadas frente al dólar que el peso: Suecia (-6,2%), Canadá (-10,2%), Noruega (-15,4%) e Israel (-17%). Por ejemplo, los vecinos y otros socios regionales tienen una diferencia mayor con el valor de equilibrio de sus monedas: Brasil (-19,9%), Chile (-33,3%), Colombia (-35,8%), Perú (-44,3%) y Argentina (-50%).

Este diagnóstico sobre el peso uruguayo rechaza el “atraso cambiario” que sostienen existe los empresarios y varios analistas. Aunque lo ideal para dimensionar los resultados del Índice Big Mac es ajustar el valor por el Producto Interno Bruto (PIB) per cápita, The Economist no hace dicho ejercicio para Uruguay.

En diciembre pasado el peso estaba 22,8% subvaluado respecto a la divisa estadounidense, y en julio de 2018 tenía un registro idéntico al actual. La única vez (desde 2004, cuando empiezan los datos sobre Uruguay) que la moneda local estuvo prácticamente en “equilibrio” (apenas 0,3% sobrevaluado) fue en julio de 2010.

Según el Índice Big Mac, el franco suizo es la única moneda sobrevaluada frente al dólar (debería valer menos), en un 14%. 

En el otro extremo aparece Rusia, cuyo rublo está 64,5% subvaluado en relación al billete verde. Sin embargo, al ajustar los resultados por el PIB per cápita crecen los países con monedas por encima del equilibrio, con Brasil liderando el ranking (31,9% más).

Otras divisas.

Si se compara bajo este método el valor del peso uruguayo frente al yuan chino, se observa una sobrevaluación (debería valer menos, es decir el yuan subir su cotización) de 52,9%. 

Misma ubicación en el listado de países ocupa Uruguay al analizar el peso local respecto al yen japonés, con una sobrevaluación del 30%.

Foto: Reuters
Yuan chino. Foto: Reuters

En relación a la libra británica, el peso se encuentra 13,7% arriba del valor de equilibrio. Mientras que frente al euro, está entre las ocho monedas sobrevaluadas, 2% arriba del valor ideal según el Índice Big Mac.

La tendencia de un peso local subvaluada frente al dólar y por encima del equilibrio frente a las otras divisas relevantes, se ha repetido en las últimas ediciones del indicador.

The Economist publica el Índice Big Mac desde 1986 y lo define como una guía liviana para saber si las monedas están en su nivel “correcto”. Según la teoría de la paridad de poder adquisitivo, a largo plazo los tipos de cambio deberían ir hacia la tasa que igualaría los precios de una canasta idéntica de bienes y servicios (que es representada con la hamburguesa).

"Sobre ricos y pobres por igual"

The Economist analizó que “la mayoría de las monedas están más infravaloradas frente al dólar que hace seis meses, cuando la divisa ya estaba fuerte”. Pone el ejemplo de Argentina, donde con un billete verde se compran 35% más de pesos. “No es inusual que las monedas de emergentes se vean débiles, pero hoy el dólar se alza sobre ricos y pobres por igual”, como el caso de la libra británica que tenía “un precio razonable hace cinco años” y hoy está 27% subvaluada. Esta tendencia puede continuar, por impactos de la política monetaria o cambios en el humor de los inversores.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados