COMERCIO REGIONAL

Mercosur: la medida que Argentina está dispuesta a tomar para no romper el bloque

Por la presión de Brasil y Uruguay para intensificar el comercio con el mundo, Argentina negociaría una merma en las tasas de productos que no se fabrican localmente.

Alberto Fernández este lunes en el Congreso argentino. Foto: AFP
Alberto Fernández, presidente de Argentina. Foto: AFP

Por la presión de Brasil y Uruguay para intensificar el comercio con el mundo, Argentina negociaría una merma en las tasas de productos que no se fabrican localmente; también se busca flexibilizar la imposibilidad de buscar acuerdos comerciales por fuera del bloque.

“¿Por qué comprar un cochecito de bebé cuesta el doble en Brasil que en otros países del mundo?”. Es una de las preguntas que Lucas Ferraz, secretario de Comercio Exterior brasileño, hace en su último libro junto a los economistas João Paulo Pessoa y Emanuel Ornelas.

Detrás de la interrogante, el gobierno de Jair Bolsonaro (que irá a Argentina el 26 de marzo para celebrar los 30 años del Mercosur) presiona para rebajar el arancel común y para ampliar el comercio fuera del bloque.

Para no quebrar la relación, Argentina aceptó negociar los aranceles para productos que no se hacen en el país.

Aunque aseguraron que no creen que una flexibilización sea la “modernización del bloque”, fuentes oficiales confirmaron a La Nación que aceptarán el reclamo brasileño de una baja del Arancel Externo Común (AEC), pero sólo para los productos no elaborados nacionalmente. “Eso podría incluso beneficiar a las pequeñas y medianas empresas locales para acceder a productos a mejores precios”, contaron.

En el oficialismo dijeron que la lista de productos no elaborados presentada por el gobierno (de la que no hubo precisiones sobre la cantidad) es de máxima y que demuestra la voluntad de fortalecer la unión regional. En Brasil dicen que ese esbozo de propuesta ya fue circulado entre los países miembros. Prevé una reducción del arancel de un 22% a 23% (del 13% promedio actual a 9,2%).

Más allá de eso, el foco de la negociación en Buenos Aires será la flexibilización de la imposibilidad actual de negociar acuerdos comerciales por fuera del Mercosur, cuestión en la que también habría avances.

Tanto en Brasil como en Uruguay ven pragmatismo, pero sienten que volverán las dos velocidades al Mercosur. Tanto que las tratativas del bloque por acuerdos comerciales con Canadá, Corea del Sur, Indonesia, Vietnam y Gran Bretaña (post Brexit) son empujadas solo por Brasil y de Uruguay. 

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados