ESTADÍSTICAS 

La actividad económica de Brasil acumula crecimiento del 0,66% hasta agosto

El índice registró en agosto un escaso crecimiento del 0,07% frente a julio y una retracción del 0,73% en la comparación con el mismo mes del año pasado.

Las nuevas tecnologías que prometen revolucionar la industria del vino chileno. Foto: AFP
Los números confirman las proyecciones poco optimistas de los economistas según los cuales la economía brasileña tan sólo crecerá un 0,87% en 2019. Foto: AFP

La actividad económica de Brasil creció un 0,66% en el acumulado de los ocho primeros meses de este año en comparación con el mismo período de 2018, según un índice divulgado este lunes y que el Banco Central utiliza para intentar anticipar el resultado del producto interior bruto (PIB).

El llamado Índice de Actividad Económica del Banco Central (IBC-Br), conocido por los economistas como la previa del PIB, mostró que la mayor economía de Suramérica continúa creciendo a un ritmo muy lento tras la histórica recesión que registró en 2015 y 2016.

De acuerdo con el organismo emisor, la actividad económica de Brasil registró en agosto un escaso crecimiento del 0,07% frente a julio y una retracción del 0,73% en la comparación con el mismo mes del año pasado.

Además de acumular una expansión del 0,66% entre enero y agosto, la actividad acumuló un crecimiento del 0,87% en los últimos 12 meses hasta agosto en la comparación con el período entre septiembre de 2017 y agosto de 2018.

Los números confirman las proyecciones poco optimistas de los economistas según los cuales la economía brasileña tan sólo crecerá un 0,87% en 2019, con una desaceleración con respecto a los dos últimos años.

Si bien en el segundo trimestre del año la economía de Brasil creció un 0,4%, tras una retracción del 0,2% en los tres primeros meses, y evitó una recesión técnica, el resultado todavía muestra la lenta recuperación del gigante suramericano tras la histórica recesión que sufrió en 2015 y 2016, cuando el PIB se retrajo cerca de siete puntos porcentuales.

El PIB brasileño creció un 1,1% en 2017 y el mismo porcentaje en 2018, por lo que el crecimiento proyectado para este año muestra una desaceleración.

El lento crecimiento económico obligó al Banco Central a reducir en septiembre la tasa básica de intereses del país en 0,5 puntos porcentuales, hasta el 5,50% anual, su menor nivel histórico, en un intento por impulsar la economía.

La nueva tasa es la menor desde que la llamada tasa Selic fue creada como referencia en 1986 y cayó a menos de la mitad del 14,25% en que llegó a ubicarse a mediados de 2016, cuando la economía brasileña estaba en plena recesión.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error