Sector Golpeado por los Vecinos

Acuerdo automotor con Brasil busca más comercio

Se firmó ayer sin plazo y contempla mejor a las autopartes.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Gobierno busca que se generen nuevas inversiones en el sector.

Uruguay y Brasil firmaron un nuevo acuerdo automotor que permitirá un mayor intercambio comercial. Se prevé que Brasil no aplique aranceles a productos que no puede fabricar y además planteará menos exigencias burocráticas para los automóviles y autopartes que importe desde Uruguay. El gobierno prevé que este convenio pueda generar también nuevas inversiones en el sector.

El acuerdo fue firmado ayer por la ministra de Industria, Carolina Cosse, el canciller Rodolfo Nin Novoa y los jerarcas brasileños de Desarrollo y Relaciones Exteriores de Brasil, Armando Monteiro y Mauro Vieira, respectivamente.

Dentro del convenio se estableció que en los nuevos programas de estímulo al sector automotor que Brasil aplique se contemple a los productos (vehículos o autopartes) fabricados en Uruguay. Según la información gubernamental el acuerdo plantea requisitos de contenido regional menos exigentes para ingresar a Brasil de lo que estaba establecido previamente. Además, protegerá a productos que no se puedan producir en el país norteño y también reducirá las exigencias en el acceso de vehículos blindados.

Ayer, durante una conferencia de prensa realizada en la Base Aérea al retorno de Brasil, la ministra Cosse resaltó —además del trabajo en equipo de los dos ministerios— la participación y el aporte de representantes de las cámaras empresariales de autopartes y de ensamblado de vehículos en las negociaciones. Indicó que el acuerdo será beneficioso para ambos países dentro de un modelo "ganar-ganar".

Cosse sostuvo que "este acuerdo implica un avance significativo en el proceso de integración bilateral" y agregó que con la firma del convenio se alcanza un acuerdo de libre comercio con nuevos mecanismos que permitirán proteger y potenciar la industria nacional. Desde el ministerio se espera que el acuerdo estimule la producción del sector y se capten nuevas inversiones.

El plazo de este acuerdo no está acotado a un período determinado, sino que tendrá vigencia hasta que el Mercosur alcance una Política Automotriz común, "lo que brinda un ambiente de seguridad muy importante para los inversores en Uruguay", expresó la ministra de Industria.

"Desde marzo, cuando se decidió reestudiar a fondo los mecanismos del acuerdo existente, en el MIEM nos abocamos a la negociación con un equipo del ministerio que trabajó muy bien", añadió Cosse.

"El acuerdo incluye una cláusula gatillo, que se activa si cualquiera de las partes tiene condiciones desfavorables en la evolución del comercio. En ese caso se suspendería transitoriamente el libre comercio para reestudiar sus mecanismos," informó Cosse.

Según datos del instituto Uruguay XXI, las exportaciones generales de vehículos en los primeros 11 meses del año cayeron 43,8% en relación a igual período del año pasado y las de autopartes 20,3% en la misma comparación.

Puntualmente con Brasil, las ventas de vehículos descendieron 37,4% en el período comprendido entre enero y noviembre. Este año se concretaron exportaciones por US$ 98 millones frente a los US$ 156 millones verificados en los primeros once meses de 2014, según Uruguay XXI.

El armado de vehículos había cobrado años atrás un particular impulso en Uruguay y tenía como principales destinos a Brasil y Argentina. Pero la situación comenzó a complicarse a raíz de medidas proteccionistas y el deterioro económico en ambos vecinos.

Como resultado de esas medidas, este año Chery, una de las armadoras chinas instaladas en Uruguay que destinaba su producción a la venta regional, decidió parar con el ensamblado de automóviles y abandonó el país ante la caída sostenida de las exportaciones.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)