EL ROJO DE LAS ARCAS PÚBLICAS

La administración Vázquez terminó con un déficit de 5% del PIB, el mayor en 30 años

Esto es previo a la aparición de coronavirus en Uruguay, lo que ya hace elevar el déficit por el parate de actividad en varios sectores.

MEF: colocó deuda en Unidades Indexadas y recibió buena demanda. Foto: D. Borrelli
Ministerio de Economía y Finanzas. Foto: Archivo El País.

El gobierno de Tabaré Vázquez entregó la administración al de Luis Lacalle Pou con un déficit fiscal de 5% del Producto Interno Bruto (PIB), el más alto en 30 años, lo que equivale US$ 2.800 millones. Ese es el dato en los 12 meses a febrero excluyendo el “efecto cincuentones”, según divulgó ayer el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF).

Esto es previo a la aparición de coronavirus en Uruguay, lo que ya hace elevar el déficit por el parate de actividad en varios sectores. Ello supone que habrá más gastos por seguro de paro y en salud principalmente, al mismo tiempo que caen los ingresos por impuestos, aportes y por las medidas de diferirlos.

El gobierno de Lacalle Pou estimó que el costo de las medidas lanzadas será de unos US$ 400 millones (0,7% del PIB), principalmente por los desembolsos del subsidio por desempleo y enfermedad. En el gobierno estiman que el déficit puede irse transitoriamente hasta 6% del PIB o un poco más incluso.

Resultados.

Según lo informado por el MEF el déficit aumentó en 0,4% del PIB en los 12 meses a febrero respecto a los 12 meses a enero.

El ministerio indicó que el resultado fiscal del “sector público no financiero se ubicó en 3,1% del PIB” (depurado de un efecto transitorio por el adelanto de pasividades y salarios públicos) en los 12 meses a febrero de 2020, un deterioro de 0,5% del PIB respecto a lo observado en enero de 2020.

El MEF antes informaba el resultado “global del sector público consolidado”, que incluía al Banco Central (BCU). Desde julio excluye al BCU y lo informa por separado tal como indica el manual de finanzas públicas del Fondo Monetario Internacional (FMI), una suerte de guía mundial. El resultado del BCU fue deficitario en 0,7% del PIB (frente al 0,6% del Producto en 12 meses a enero de 2020). Por lo que el “resultado global del sector público consolidado” da un déficit de 3,8% del PIB.

Sin embargo, el déficit “incluye los ingresos del Fideicomiso de la Seguridad Social”, que llegó a “1,2% en términos del PIB”, dijo el MEF, manteniéndose respecto al año cerrado a enero.

Esos son ingresos extraordinarios y están afectados al futuro pago de jubilaciones de los “cincuentones” que salieron de las AFAP. Estas, son personas tenían menos de 40 años en 1996 cuando empezó el sistema mixto y se vieron obligados a afiliarse por su nivel salarial a una AFAP. Al salirse y volver al régimen previo (solo por el Banco de Previsión Social sin topes de jubilación), sus ahorros en las AFAP pasan al fideicomiso.

Si bien actualmente hay un ingreso extraordinario a las arcas del Estado, luego que se termine el pasaje de “cincuentones”, el costo de pagarles las jubilaciones superará con creces lo que ingresó. Por eso, al excluir esos ingresos, el déficit fiscal del sector público consolidado fue de 5% del PIB. Se trata del valor más alto en 30 años.

En los 12 meses a enero los ingresos del sector público no financiero se ubicaron en 30,2% del PIB y los gastos en 32,2% del Producto (de los que 1% del PIB es por el efecto de adelantar el pago de pasividades y salarios públicos, lo que se corregirá el próximo mes).

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados