PARA ENERO

Ancap envió una "nota con alternativas" propuestas para el ajuste tarifario

Hace dos años y medio que la petrolera estatal no ajusta el precio de las naftas y todos los años sí ajusta el Imesi a ese combustible.

Camiones de Ancap. Foto: Francisco Flores
Camiones de Ancap. Foto: Francisco Flores

Los ministerios de Industria, Economía y la Oficina de Planeamiento y Presupuesto (OPP) evalúan en estos días, junto a Ancap, el porcentaje de ajuste que tendrán los combustibles a partir de enero, que además este año contarán con el informe de URSEA.

Según afirmó a El País el presidente de la empresa estatal, Alejandro Stipanicic, este lunes se votó el envío de “una nota con alternativas” de tarifas “para el manejo entre los ministros en base a la situación financiera y proyecciones”, pero explicó que “no se ha elevado un proyecto de decreto como se solía hacer”.

Las explicaciones de Stipanicic surgen luego de que el director de Ancap en representación del Frente Amplio, Walter Sosa, señalara a La Diaria que el Directorio aprobó elevar la propuesta al Poder Ejecutivo de un aumento de tarifas del 12,3% en promedio.

“Una cosa es lo que deberían aumentar hoy los combustibles en promedio si se tomara el camino habitual. No va a ser hoy así que el número puede cambiar y tampoco se ha resuelto comunicar cómo va a ser el proceso de implementación. Es un tema que maneja el Poder Ejecutivo según la estrategia que prevé para la implementación de la Ley de Urgente Consideración”, explicó Stipanicic.

Si bien señaló que desde el Directorio de Ancap están “informando permanentemente” a OPP sobre la demanda, los ingresos y los costos proyectados, afirmó que la decisión sobre tarifas es del Poder Ejecutivo.

Según pudo saber El País en base a otra fuente de la empresa, en la nota con tarifas alternativas que manejó el Directorio ayer, se plantea un escenario en el que el litro de nafta Súper 95 pasaría de valer $ 54,95 a $ 62,25, la nafta Premium 97 cambiaría de $ 57,01 a $ 64,58 y que el gasoil 50 S aumentaría de $ 40,4 el litro a $ 44,96. Por otra parte, el Queroseno pasaría a valer $ 41,73 (hoy cuesta $ 37,17) y el Gasoil 10 S variaría de $ 60,6 a $ 67,44, mientras que el Supergás aumentaría a $ 53,94 el kilo.

Hace dos años y medio que la petrolera estatal no ajusta el precio de las naftas y todos los años sí ajusta el Imesi a ese combustible. En los últimos lo absorbió Ancap, el precio de la nafta no varió, el del Imesi sí, por tanto el ente tiene menos ingresos por litro. Este año Ancap va a cerrar con pérdidas (a septiembre llevaba US$ 28 millones) por lo que no es sostenible que absorba otro ajuste del Imesi.

Por otro lado, el gasoil lleva casi tres años sin ajuste. Si bien la idea del gobierno es tender al precio de paridad de importación (lo que valdría si hubiera libre importación), sobre todo en el gasoil, los ministerios de Economía, Industria y OPP definirán cuánto tiempo le dan a Ancap para que se acerque a ese precio.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados