EL DEBATE QUE SE REPITE

¿Ancap tuvo margen por las compras de petróleo para bajar combustibles?

Un análisis a partir una Solicitud de Acceso a la Información Pública que realizó El País, con el detalle de todas las compras de petróleo que realizó Ancap en 2018, su precio y procedencia.

Este contenido es exclusivo para nuestros suscriptores.

El debate siempre está planteado, cuando el precio del petróleo está por debajo de la referencia que utiliza Ancap para fijar el valor de los combustibles, comienza la presión para que haya una rebaja en la tarifa. En los últimos años, la petrolera estatal aprovechó esos momentos para “hacer caja” debido a una complicada situación financiera y no trasladar esos menores precios del crudo (o trasladarlos parcialmente) a los combustibles.

Ahora, ¿qué pasó durante 2018? El debate se volvió a reeditar, sobre todo a fines del año pasado cuando la Confederación de Cámaras Empresariales reclamó una rebaja del precio de los combustibles de 20%, que acompañara los menores precios del petróleo.

Ancap compró casi 16 millones de barriles durante 2018 que llegaron desde seis países a la boya petrolera de José Ignacio. Foto: Ricardo Figueredo.
Ancap compró casi 16 millones de barriles durante 2018 que llegaron desde seis países a la boya petrolera de José Ignacio. Foto: Ricardo Figueredo.

¿Ancap compró el petróleo por debajo del precio de su referencia para fijar el valor de los combustibles?

El País hizo una Solicitud de Acceso a la Información Pública para conocer: cuántos embarques de petróleo compró Ancap en 2018, a qué precio y qué dólar promedio, de dónde provinieron, entre otros aspectos.

Ancap comenzó el 2018 con una paramétrica que marcaba la referencia del petróleo Brent a US$ 63 y un dólar a $ 30,50. Eso daba un barril en pesos a $ 1.921,50.

Según los datos de las compras de petróleo efectuadas (ver cuadro), más la cotización del tipo de cambio a la fecha de entrega, da que en el primer semestre solo un embarque estuvo por debajo de la referencia de Ancap (el del 5 de febrero procedente de Colombia). Otro embarque estuvo prácticamente alineado (el del 26 de marzo a Angola) y en los restantes ocho, la petrolera estatal pagó más por el crudo de lo que tenía co-mo referencia para fijar el precio de los combustibles.

En el promedio del primer semestre, Ancap tuvo que pagar 13,1% más por el crudo que la referencia con la que fijó el precio de los combustibles. Es decir, no tenía margen (al menos por el lado del valor del petróleo) para una rebaja de combustibles.

Por esa razón, a partir del 4 de julio de 2018 Ancap aumentó los precios de los naftas un 9% y mantuvo los del gasoil y del supergás. El ente lo justificó por “la evolución de las dos variables macroeconómicas clave que determinan la estructura de costos de Ancap, en línea con lo que sucede en el contexto internacional: el crudo y el tipo de cambio. Estos costos aumentaron un 20% en comparación con los valores utilizados para fijar los precios anteriores”.

Así definió una nueva referencia para el petróleo Brent de US$ 75 y un dólar a $ 30,50. Eso daba un barril en pesos a $ 2.287,50.

Con la misma metodología de cálculo que para el primer semestre, en este período tres embarques estuvieron por debajo de la referencia en pesos (los últimos tres del año). Los restantes seis estuvieron por encima de la paramétrica.

En el promedio del segundo semestre, Ancap tuvo que pagar 5% más por el crudo que la referencia con la que fijó el precio de los combustibles.

Una fuente de la petrolera estatal dijo a El País que cuando Ancap marca un valor esperado del barril Brent, ya asume que en las licitaciones para comprar crudo pagará entre US$ 1,50 y hasta US$ 2,50 más por barril porque ese es el precio que marca el proveedor por sobre la referencia internacional. Por lo que en realidad, la diferencia entre el valor con el que Ancap fijó los combustibles y el precio al que finalmente pagó el embarque es menor”.

En 2018 la diferencia fue muy poca (entre lo que marcaba la referencia y lo que se pagaron los embarques)”, agregó el informante.

Foto: El País
Foto: El País

Otro análisis

Hay una forma adicional de ver qué pasó en 2018: es tomar el precio promedio al que Ancap compró el petróleo en los 19 embarques que realizó, el precio promedio del dólar en el año y compararlo con la última referencia (la del barril a US$ 75 y dólar a $ 30,50). Se toma la última porque el desfasaje con la primera referencia se corrigió con el aumento de combustibles.

En este caso, la referencia en pesos ($ 2.287,50) se compara con los US$ 74,88 que pagó en promedio por cada embarque de petróleo y con un dólar promedio de $ 30,715. Eso da que Ancap compró petróleo en pesos a un promedio de $ 2.299,94 el barril durante 2018. Esto es 0,5% por encima de la referencia con la que fijó los precios de los combustibles.

Si se asume que Ancap pagará US$ 2 por encima de la paramétrica cada embarque (es decir US$ 77), el barril en pesos da $ 2.348,50, esto implica que pagó en promedio 2,1% por debajo de lo que se marcó.

“Está bastante alineado (el precio)” pagado al de la paramétrica, expresó la fuente de Ancap.

En 2018 la factura petrolera ascendió a US$ 1.187,3 millones. De los 19 embarques comprados el año pasado, seis tuvieron como origen a Nigeria (adquiridos a British Petroleum principalmente), cinco llegaron de Angola (a Vitol principalmente), tres desde Estados Unidos (Vitol principalmente), tres de Colombia, uno de Noruega y otro de Azerbaiyán.

Cada vez que debe comprar un embarque de petróleo, el ente hace una licitación internacional. “Desde que se automatizó el proceso, las ofertas han mejorado notoriamente”, dijo la fuente de Ancap.

Durante años se utilizó el sistema de tener un fax en una caja con tres candados y tres gerentes que tenían una llave para asegurar que nadie tuviera acceso a las ofertas. Luego se cambió por un correo electrónico, pero tenía la deficiencia de que quien tenía acceso podía ver antes las ofertas (con la posibilidad de alertar a competidores a cambio de un soborno). En 2017 comenzó a utilizarse un software que da garantías de que no se conozcan las ofertas hasta el día de apertura. En uno de los últimos llamados de 2019, “se presentaron 12 empresas y 20 ofertas (las firmas pueden presentar más de una)”, graficó la fuente.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)