ECONOMÍA

Argentina inicia el pago a los holdouts y el juez Griesa los retira del default

El Ministerio de Hacienda y Finanzas del país informó el inicio de las transferencias a los bonistas; el magistrado terminó con las restricciones para pagarle a quienes entraron en los canjes.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Griesa en su despacho, al que ayer citó a las partes a una audiencia de urgencia. Foto: EFE.

Argentina comenzó esta mañana a pagarle a los holdouts para dejar atrás el default del 2001. Fuentes del Ministerio de Hacienda y Finanzas de ese país indicaron a La Nación que ya comenzó el proceso de transferencia de fondos a los bonistas.

El pago se dividirá entre US$ 6.200 millones que se pagarán en forma directa por una transferencia bancaria a quienes firmaron un acuerdo con el Gobierno antes del 29 de febrero, mientras que otros US$ 3.100 millones se girarán a un fideicomiso en el Bank of New York, para aquellos que acordaron después de esa fecha. Los acreedores, en este caso, deberán presentar su acuerdo a la entidad bancaria y así recibirán el pago.

Uno de los abogados que representa a Argentina en Nueva York, Michael Paskin, comunicó al juzgado de Thomas Griesa el cumplimiento de esta condición, para que el magistrado cumpla con el levantamiento de las medidas cautelares que le impiden al país pagarle a los bonistas que entraron a los canjes 2005-2010.

"Respetuosamente solicitamos a este tribunal que entre una orden que confirme que, como resultado del cumplimiento de las dos condiciones precedentes, las medidas cautelares han sido levantadas", afirma la carta del abogado del estudio Cravath.

La carta recuerda que Argentina ya cumplió con las dos condiciones pactadas para levantar las medidas cautelares que le han impedido al Gobierno realizar pagos a los bonistas que participaron de los canjes de 2005 y 2010: derogar la ley cerrojo y la ley de pago soberano, aprobar los acuerdos con los holdouts, y pagarlos.

Con esta operación, ingresarán a las reservas del Banco Central argentino US$ 7.000 millones por el excedente de la suscripción de los bonos emitidos por el gobierno este año, aunque la cifra bajará cuando se pague US$ 2.500 millones a los acreedores reestructurados.

A estos bonistas, el país podrá pagarles a partir del viernes próximo.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)