LA POLÍTICA Y EL MUNDO BURSÁTIL

Cae el plan para vincular a las bolsas de China y Londres

Suspender el esquema denominado Shanghai-London Stock Connect plantea dudas sobre el futuro de un proyecto que buscaba aumentar los lazos entre Gran Bretaña y China.

Bolsa de Shanghái. Foto: AFP
Bolsa de Shanghái. Foto: AFP

China bloqueó temporalmente sus planes para enlistar empresas entre las bolsas de Shanghái y Londres debido a las tensiones políticas con Reino Unido, dijeron distintas fuentes a la agencia de noticias Reuters.

Suspender el esquema denominado Shanghai-London Stock Connect plantea dudas sobre el futuro de un proyecto que buscaba aumentar los lazos entre Gran Bretaña y China, ayudando a las firmas chinas a expandir su base inversora y darle a los inversionistas en el territorio continental acceso a las compañías que cotizan en la bolsa de Londres.

Todas las fuentes, que incluyen funcionarios públicos y personas que trabajan en los posibles acuerdos Shanghái-Londres y que hablaron bajo condición de anonimato, afirmaron que el tema político estaba detrás de la suspensión.

Dos de ellas resaltaron la postura británica sobre las protestas en Hong Kong y una apuntó a comentarios sobre la detención del ahora exmiembro del personal en su consulado en Hong Kong. Las compañías británicas y los bancos involucrados en el esquema siguen de cerca cómo el primer ministro Boris Johnson aborda las relaciones con Pekín y qué postura toma sobre Hong Kong, que se ha visto afectado por prolongadas manifestaciones.

China culpa de los disturbios en Hong Kong, fuertemente apoyados por un movimiento antigubernamental que busca reducir los controles de Pekín, a la interferencia de gobiernos extranjeros como Estados Unidos y Reino Unido.

La Comisión Reguladora de Valores de China y la Bolsa de Comercio de Shanghái, así como portavoces de la Bolsa de Comercio de Londres y del Ministerios de Finanzas británico, no quisieron hacer declaraciones.

La cancillería china dijo en un comunicado no estar al tanto de los detalles, pero que “espera que Reino Unido pueda proporcionar un ambiente justo e imparcial para las empresas chinas que invierten en Reino Unido y crear las condiciones apropiadas para que ambos países desarrollen una cooperación práctica sin problemas en diversos campos”.

Stock Connect, que comenzó a operar el año pasado, fue ideado como una forma de mejorar la relación de Gran Bretaña con la segunda mayor economía mundial y es visto como un importante paso de China para abrir sus mercados de capitales y vincularlos a nivel mundial.

En septiembre pasado, la Bolsa de Londres (LSE) rechazó una sorpresiva oferta de compra por US$ 39.000 millones de la Bolsa de Hong Kong, el parqué bursátil con más ingresos del área asiática. El CEO de la Bolsa británica dijo que apuesta por establecer conexiones con mercados en China sin necesidad de fusionarse con Hong Kong. (En base a Reuters)

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error