Mercosur y después

Las dos caras de la negociación comercial en Uruguay

Negociadora del gobierno y académico plantearon visiones diferentes sobre qué debe hacer el país en la materia, durante el almuerzo del Día del Exportador.

Foto: Leonardo Mainé
Foto: Leonardo Mainé

Bajo la consigna "Uruguay y los acuerdos comerciales: perspectivas con la región y el mundo", el economista Marcel Vaillant y la directora general de Asuntos de Integración y Mercosur de la Cancillería, Valeria Csukasi, debatieron sobre los desafíos que tiene el país en materia de política comercial exterior, en la celebración del Día del Exportador, organizado por la Unión de Exportadores.

Si bien ambos profesionales llegaron a un consenso respecto a que Uruguay necesita firmar más acuerdos comerciales en pos de mejorar su inserción, plantearon diferentes puntos de vista a la hora de cómo hacerlo.

El economista Vaillant planteó tres grandes ejes en los que considera que el país debería hacer foco: la internacionalización de la actividad económica y la productividad, la fragmentación de la producción y la agenda de política comercial. "Hay un elemento que es el que más se le escapa al Uruguay hoy, hay un mecanismo que no consigue mover y es el acceso al mercado del otro, es decir, las condiciones en las cuales se inserta en el mundo", indicó.

La forma y las condiciones con las que el país accede a los mercados internacionales es un aspecto "particularmente importante" y el "elemento que hoy más le aprieta a Uruguay", según indicó el economista.

Si bien consideró que Uruguay ha mejorado sus instrumentos de internacionalización, indicó que debe avanzar en la facilitación de comercio en la Organización Mundial del Comercio (OMC) y firmar más acuerdos comerciales. "El concepto de competitividad al cual tenemos que anclarnos como país pequeño es todos somos exportadores", dijo.

Sobre el funcionamiento del Mercosur, Vaillant dijo que "hay que repararlo porque está roto" y cuestionó el papel que juega Uruguay en el bloque regional como también criticó la relación de dependencia que existe frente a economías de mayor tamaño como las de Argentina y Brasil. Sobre la segunda, Vaillant dijo que es una economía "extraordinariamente cerrada" con una evolución de la productividad "muy negativa".

Asimismo, resaltó que si bien la situación actual en Brasil es incierta, en lo que respecta a su política comercial "hay una corriente clara antiglobalizadora". Sin embargo, Vaillant advirtió que aunque en el relato de las nuevas autoridades del gobierno brasileño aparezca como prioridad la apertura comercial, eso no va a ser así puesto que el país tiene otras prioridades como la seguridad social y el aspecto fiscal.

En cuanto a la falta de libertad que tienen los países del bloque para negociar a nivel internacional, Vaillant criticó la negociación conjunta con terceros al alegar que el Mercosur "no fue, no es y nunca será una unión aduanera" y por lo tanto conviven intereses "muy distintos" entre los países.

"Negociamos peor juntos que separados", criticó y puso como ejemplo las trancadas negociaciones con la Unión Europea. En referencia al tamaño de Uruguay, el economista dijo que "los países pequeños son poco amenazantes y poco amenazados. La mayoría de los acuerdos preferenciales del mundo son acuerdos con economías pequeñas, así que esto de que si no negociamos junto con los brasileños nos va a ir mal, no".

Como solución, el economista planteó que "se debe llegar a un consenso político interno" sobre el diagnóstico de la política comercial de Uruguay y recomendó que se vuelva a priorizar la agenda interna en la agenda del Mercosur. "Nos hemos pasado jugando hacia adelante, tratando de negociar con terceros, acuerdos que no podemos negociar porque no tenemos intereses comunes", concluyó.

La otra cara del debate estuvo planteada por la directora general de Asuntos de Integración y Mercosur, Valeria Csukasi, quien defendió la agenda que lleva Uruguay en materia de política comercial internacional y enfatizó en la importancia de que el país salga a negociar junto con el Mercosur.

"El diagnóstico es claro, lo compartimos todos, Uruguay necesita acuerdos comerciales, mejorar su inserción, reducir aranceles, reducir trabas a sus exportaciones", comentó, pero sugirió pensar en cómo hacerlo. "Uno puede tomar el camino simplista y decir que nada funciona por culpa del Mercosur, o uno puede ser realista y reconocer que las culpas son siempre, siempre, siempre compartidas", machacó.

Según Csukasi, el Mercosur cambió hace ya dos años, y hoy por hoy los cuatro países miembros comparten la necesidad de insertarse en el mundo y lo comparten como una de las prioridades principales.

La directora realizó una puesta a punto sobre los últimos tratados comerciales y las negociaciones que están en curso y dijo que "lo que hoy vale en el Mercosur es la economía de Brasil cerrada, ¿a quién se le ocurre que Uruguay puede ser duro solo parado delante de la Unión Europea?" y agregó que "país chiquito amenaza también".

Retos del sector exportador

La actual presidenta de la Unión de Exportadores del Uruguay (UEU), Andrea Roth, dijo que "el mundo está cada vez más competitivo, desafiante, y con tendencias proteccionistas que hacen muy difícil la exportación de países como Uruguay". En su mensaje por el Día del Exportador y ante este contexto, Roth presentó tres grupos de trabajo que tendrá la gremial los próximos meses, que se centrarán en analizar los costos de la actividad logística en el país, los costos de producción y las prioridades en materia de acuerdos comerciales. "No con individualidades vamos a poder salir adelante. Estamos convencidos de que la exportación es el camino para lograr el desarrollo", indicó.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)