ECONOMÍA

El déficit fiscal volvió a empeorar; según Astori todavía es “manejable”

En los 12 meses cerrados a marzo el déficit del sector público se ubicó en 4,8% del Producto Interno Bruto (PIB), el peor registro desde 1989. El ministro de Economía y Finanzas, Danilo Astori, se refirió a la trayectoria fiscal el jueves al visitar un comité de base.

Danilo Astori, ministro de Economía y Finanzas. Foto: El País
Danilo Astori, ministro de Economía y Finanzas. Foto: El País

El déficit fiscal sigue empeorando. En los 12 meses cerrados a abril se ubicó en 4,8% del Producto Interno Bruto (PIB) -US$ 2.859 millones-, sin tomar en cuenta el “efecto cincuentones”, cuando en 12 meses a marzo era de 4,6% del Producto, en 12 meses a febrero 4,5% del PIB, en el año a enero era de 4,3% del PIB y en 2018 cerró en 4,1% del Producto.

El 4,8% del PIB de déficit es el peor guarismo desde el 6,2% de 1989. El “efecto cincuentones”, se denomina al producido por la ley que habilitó a los denominados “cincuentones” (personas que eran menores de 40 años cuando en 1996 comenzó el sistema mixto y se vieron obligados a afiliarse por su nivel salarial a una AFAP) a salirse del sistema mixto, lo que produce ahora un ingreso extraordinario a las arcas del Estado (los fondos acumulados en las AFAP pasan a un fideicomiso).

Pero, luego que se termine el pasaje de “cincuentones”, el costo de pagarles las jubilaciones superará con creces lo que ingresó, por lo que empeorará el déficit.

Por ello, se toma el dato sin tener en cuenta ese ingreso extraordinario. Según el comunicado del Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) emitido ayer, el “efecto cincuentones” generó ingresos por 1,6% del PIB (con lo que el déficit estaría en 3,2% si se tuviera en cuenta).

El ministro de Economía y Finanzas, Danilo Astori dijo el jueves en el comité de base frenteamplista Parque Rodó que el déficit es elevado y que “estamos luchando para hacerlo descender”. De todas maneras, analizó que “el déficit es controlable y manejable”.

“Hoy Uruguay recauda menos” y “el país necesita reformas y la principal es la de la seguridad social”, afirmó Astori. Es que el Estado asiste financieramente (al Banco de Previsión Social y a las cajas Militar y Policial) con US$ 3.200 millones por año (contando impuestos afectados al pago de jubilaciones).

“He visto que hay gente que se queja del IRPF (Impuesto a la Renta de las Personas Físicas) y no lo paga”, indicó el ministro y que se “ajustaron franjas de arriba” porque aumentaba el déficit fiscal. “Espero que no tengamos que hacer ninguna más a futuro”, agregó.

Los ingresos del sector público no financiero disminuyeron 0,1% del PIB respecto a lo observado en marzo 2019, indicó el MEF en un comunicado.

Los gastos primarios del sector público no financiero bajaron 0,1% del PIB y los pagos de intereses del sector público no financiero aumentaron 0,1% del PIB respecto a marzo de 2019.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)