INFORME

Demanda global de petróleo alcanzará máximo a fines de década 2030, dijo OPEP

El grupo prevé que el consumo comenzará a decaer por una adopción más veloz del uso de autos eléctricos, más eficiencia energética y los efectos de la pandemia en los viajes.

Los países integrantes de la OPEP están manejando un recorte del 10% en la producción para sostener el precio del crudo en estos tiempos de pandemia. Foto: AFP
La OPEP dijo que el uso de petróleo en el mundo subirá a 97,7 millones de barriles por día el próximo año. Foto: AFP

La demanda mundial de petróleo alcanzará un punto máximo a fines de la década de 2030 y podría empezar a bajar desde entonces, dijo el jueves la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP). Es un importante cambio en sus pronósticos que refleja el impacto persistente de la pandemia del coronavirus en la economía y en los hábitos del consumidor.

La estimación de la OPEP, realizada en su Panorama Global de Energía 2020, ocurre en momentos en que muchos grupos y expertos advierten que la pandemia podría terminar siendo un punto de inflexión para la demanda de crudo.

El consumo de crudo subirá hasta 107,2 millones de barriles por día (bpd) en 2030, desde 90,7 millones de bpd en 2020, dijo la OPEP, 1,1 millones de bpd menos que en sus cálculos al 2030 del año pasado y más de 10 millones de bpd bajo la predicción de 2007 para la demanda mundial de petróleo dentro de una década.

"La demanda mundial de petróleo crecerá a un ritmo relativamente saludable durante la primera parte del periodo estimado antes de alcanzar una meseta en la segunda parte", indicó el informe, que abarca un periodo de cálculos de 2019 al 2045.

"La demanda posiblemente seguirá persistentemente por debajo de las proyecciones pasadas debido a los efectos remanentes del COVID-19 relacionados con las paralizaciones de actividad, su impacto en la economía global y en el comportamiento de los consumidores".

Si bien el consumo de combustible para autos, camiones y la industria rebotará a medida que las economías se recuperan, la OPEP expresó preocupación de que el crecimiento a futuro se vea opacado por los cambios post pándemicos en torno al transporte, en vista de que más personas usarán video conferencias y trabajarán desde casa.

Además, mencionó las mejoras previstas en la eficiencia de combustible y el cambio hacia vehículos eléctricos.

Incluso antes de la pandemia, las acciones de activistas ante el cambio climático en Occidente y el extendido uso de combustibles alternativos estaban deteriorando las previsiones sobre la demanda de petróleo a largo plazo. Pero a pesar de haber recortado sus pronósticos, la OPEP todavía esperaba que el consumo siguiera aumentando.

Esta vez, el grupo prevé que la demanda comenzará a decaer después de 2030 por eventos como una adopción más veloz del uso de autos eléctricos, más eficiencia energética y una importante reducción en los viajes de negocios y ocio tras la pandemia.

A la OPEP le inquieta que la pandemia tenga un efecto permanente en la demanda, que según según funcionarios y exautoridades del bloque podría presionar los precios del crudo y obstaculizar los esfuerzos por equilibrar el mercado.

En su informe del jueves, la OPEP dijo que el uso de petróleo en el mundo subirá a 97,7 millones de barriles por día el próximo año y crecerá a 102,6 millones de bpd del 2024.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error