ESTRATEGIA

Los desafíos de Uruguay para alcanzar el desarrollo

Competitividad, internacionalización e inclusión social son algunos de los puntos claves para la estrategia de desarrollo microeconómico.

Vista aérea de Montevideo. Foto: Nicolás Pereyra
Uruguay busca tener mayor potencial de competitividad. Foto: Nicolás Pereyra

Para que Uruguay pueda convertirse en el primer país de la región con el mayor potencial de competitividad y lograr que eso se traduzca en ser el país con el ingreso per cápita más alto de la región y con los niveles más bajos de pobreza, hay cinco desafíos clave que debe atender.

Estos son: trabajar en tener una clara estrategia de desarrollo microeconómico, impulsar una economía abierta al mundo, avanzar en la descentralización y mejorar el desarrollo del interior del país, planificar el crecimiento de la población y las ciudades debido al impacto futuro de las olas migratorias que recibe el país y mantener e impulsar la innovación en los principales sectores de la economía uruguaya.

Así lo explicó ayer la doctora en Economía y directora del Instituto de Competitividad de la Universidad Católica, Micaela Camacho, en el marco de un evento académico virtual realizado en conjunto con la universidad British Columbia y Orkestra, el instituto vasco de competitividad, en el que se debatió sobre múltiples desafíos mundiales para alcanzar el desarrollo económico, como el cambio climático, inseguridades económicas y de salud provocadas por el COVID-19, la ausencia de equidad e inclusión social, así como la necesidad de cooperación entre los países.

Según indicó Camacho, el objetivo es que en 2050 Uruguay pueda “ser el país de la región con mayor potencial de competitividad”, con un buen sistema económico y con negocios que sean capaces de producir alto valor.

La economista destacó las “sólidas condiciones institucionales y macroeconómicas” que tiene el país, pero advirtió que no ven desde el gobierno “una estrategia clara de lo que debe ser el desarrollo microeconómico”. Además, Camacho dijo que si bien Uruguay tiene una “buena penetración y adopción” de las Tecnologías de la Información y Comunicación (TIC), “todavía tenemos mucho espacio para la innovación, tecnificación y digitalización” de los sectores de la economía.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados