Según ITAE de Cinve

Economía uruguaya crecerá pese a desempñeo de la región

La proyección del Indicador Tendencial de Actividad Económica (ITAE), que elabora el Centro de Investigaciones Económicas (Cinve), revela que la economía uruguaya crecerá en tendencia 3,4% en 2015 y 2% en 2016.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
La soja, el maíz, los lácteos son otros de los productos que bajaron su valor. Foto: AFP

Los datos observados en abril corrigen levemente al alza el crecimiento tendencial que se espera para el año.

Los determinantes observados en abril del ITAE-Cinve estuvieron en gran medida alineados con lo previsto. En el plano internacional, luego de un tímido repunte en febrero, los precios del petróleo se contrajeron en marzo.

En tanto, los commodities alimenticios mantienen una tendencia a la baja, aunque menos vigorosa que meses pasados. "Considerados en conjunto, dichos indicadores tuvieron un efecto neutro sobre el ITAE", explicó el Cinve.

Además, "la incertidumbre financiera se encuentra en niveles reducidos, lejos de umbrales de alerta", dijo.

En la esfera regional, Brasil continúa recortando sistemáticamente a la baja sus expectativas de crecimiento para 2015, situándose en terreno negativo.

Por su parte, si bien Argentina sorprendió con un crecimiento positivo en 2014, para 2015 las expectativas son magras, se indicó. En lo local no se registraron novedades en las expectativas industriales, las cuales se mantienen en terreno levemente negativo.

"Si bien la mayoría de los determinantes observados del ITAE-Cinve estuvieron en línea con lo esperado, las perspectivas para el precio del petróleo se vieron modificadas a la baja. En concreto, se espera un menor incremento del mismo, incidiendo positivamente sobre el indicador", se afirma.

También influye de forma positiva una leve mejoría en las perspectivas de la economía argentina para 2015.

El ITAE permite estimar la trayectoria tendencial del nivel de actividad con un trimestre de anticipación.

Además, posibilita la proyección y revisión mensual del crecimiento tendencial del año en curso y del siguiente a diferentes niveles de confianza. El indicador no representa una proyección del Producto Interno Bruto (PIB), si no que transmite una señal de su tasa de crecimiento de mediano plazo.

El proceso de acomodo monetario de los Estados Unidos, la lenta recuperación económica global, la desaceleración del crecimiento de las economías emergentes, el desplome de muchos de los commodities alimenticios, el deterioro de las expectativas económicas en Brasil y las incertidumbres que plantea la institucionalidad macroeconómica argentina, son algunos de los fenómenos externos que aparecen como relevantes para el crecimiento del Uruguay en el mediano plazo.

Aunque es una situación aún menos auspiciosa que la esperada, para Cinve la economía uruguaya registrará tasas de crecimiento positivas este año y el próximo.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)