ENCUENTRO INFORMATIVO

Los entretelones de una ríspida reunión entre ahorristas de un parque eólico y el presidente de UTE

Pequeños ahorristas de un parque eólico tuvieron ayer una reunión informativa en la que plantearon críticas y dudas sobre el proyecto y recibieron respuestas por parte de ejecutivos de UTE y su presidente, Gonzalo Casaravilla.

Parque eólico en Uruguay. Foto: Darwin Borrelli (Archivo)
Parque eólico en Uruguay. Foto: Darwin Borrelli (Archivo)

Este contenido es exclusivo para nuestros suscriptores.

La asamblea de accionistas de Areaflin S.A. (que posee el parque eólico Valentines, que gestiona UTE y tiene 10.054 pequeños ahorristas) pasó a un cuarto intermedio hasta el 28 de octubre para resolver un rescate de acciones por un monto de US$ 5 millones (el 10% del capital integrado). Ese rescate implicará una reducción del patrimonio, por lo que todos los accionistas mantendrán su porcentaje de propiedad.

El director de Areaflin dijo que si el rescate fuera con el balance al 30 de junio (se hará con el balance cerrado al 30 de septiembre) “se pagaría $ 1,24 por cada $ 1 de acción”. Según las estimaciones, el rescate implica una mejora de la rentabilidad de 1,1 punto para el accionista.

El rescate de acciones, la situación del parque eólico, la rentabilidad que ha tenido hasta ahora, el viento y otros aspectos fueron objetos de preguntas, críticas y reproches de parte de algunos de una veintena de accionistas que participaron ayer de la reunión informativa previa a la asamblea en la Bolsa de Valores. El director de Areaflin, Gonzalo Pérez, una contadora de UTE y el presidente del ente y de Areaflin, Gonzalo Casaravilla respondieron. En 2018 Areaflin repartió utilidades por un 10,3% sobre el capital aportado y este año 3,2%. A continuación los entretelones de una reunión picante que presenció El País.

1. Pérez explicó que en el primer semestre, el parque tuvo una ganancia de US$ 325.000, “mejor al del primer semestre del año pasado, pero no en el nivel que esperábamos” y explicó que “se sigue registrando un desvío del viento respecto del 12%” menos. Eso, dijo, puede ser escasez de viento, un error de cálculo de la consultora DNV Garrad Hassan respecto a lo que se iba a producir o una combinación de ambas. “En todos los parques de UTE la generación está por debajo de la esperada”, agregó (un 10% estimó Casaravilla) Ahí se dio la primera controversia: se “está afectando severamente la credibilidad del proyecto y del mercado de capitales. El mercado está esperando respuestas muy contundentes y serias”, reclamó un accionista. “Los modelos siempre tienen algún margen de error” y “a veces no hay información contundente de lo que está pasando” ya que el parque lleva dos años de operación, respondió Pérez. Otro accionista tomó la palabra: “admito que puede haber un margen de error, pero no del 50% de la rentabilidad prometida (en referencia a la rentabilidad estimada de 10% y a la que se repartió este año de 3%), si no es un horror más que un error”. Pérez respondió que “la rentabilidad prometida del proyecto es en la vida útil, en los 20 años”.

2. Un corredor de bolsa, representante de varios pequeños ahorristas, señaló que “lo que está implícito es que si hay 12% menos de viento, la rentabilidad caiga tanto. Que no se haya distribuido (la ganancia a los pequeños ahorristas), no quiere decir que se haya perdido”. Pérez respondió que “el impuesto a la renta diferido por desvío del tipo de cambio e inflación, es un efecto contable que afecta el resultado, pero es algo que en la vida útil del proyecto va a volver”.

Valentines: Parque está en la ruta 7 entre Florida y Treinta y Tres. Foto: AFP
Valentines: Parque está en la ruta 7 entre Florida y Treinta y Tres. Foto: AFP

3. Ante la pregunta de otro accionista sobre si el viento será 12% menor al proyectado de ahora en más, Pérez dijo: “nada es sí o no”. Una contadora de UTE aclaró que “si el viento se mantuviera como se viene comportando ahí sí habría una baja de la tasa de retorno”. El primer accionista que había realizado un cuestionamiento, retomó la palabra y reclamó por la lentitud de la consultora en responder. La contadora de UTE respondió que hace algunos meses solicitaron esa información, pero aún no llegó. “Pero no es solicitado, es exigido. Esto es muy grave. Lo que se requiere es una explicación científica, seria, con celeridad. Falta información y hay responsabilidad de ustedes”, criticó, molesto, el accionista. La contadora de UTE dijo que “en la medida que surja información que haga rever las proyecciones (iniciales) se verá”, pero todavía no hay.

4. Otra accionista, “de a pie”, según se definió, ironizó que “nos ponemos todos a soplar para ayudar a los molinos. Si el viento no era el adecuado, ¿para qué se hizo? ¿Quién es esta consultora?”. Con un clima que iba ganando en tensión, Casaravilla (que llegó unos minutos más tarde) pidió la palabra para lograr lo que la contadora de UTE no podía: calmar a los pequeños ahorristas. “Claramente -dijo-, el tema que tenemos que analizar bien es el tema del viento. Vamos a tener que presionar a la consultora para saber en forma precisa si es algo circunstancial o un problema del modelo (de estimación). Es un año donde hubo menos generación eólica en todos los parques eólicos de la UTE. Es prematuro sacar una conclusión, pero no hay hasta ahora ninguna evidencia de que haya cambiado el panorama eólico en Uruguay”.

5. “Me resisto a creer que los accionistas estamos dependiendo de la buena voluntad de una consultora del exterior y debería tener una preocupación de qué pasa con el viento. Se necesita destrabar esta cuestión, está en juego mucho más que la rentabilidad”, cuestionó el primer accionista. Casaravilla le respondió: “comparto. Vamos a pensarlo, meditarlo y tomar acciones”.

UTE. Foto: El País
UTE. Foto: El País

6. Un corredor de bolsa cuestionó que la información de UTE es poco clara. “Que la acción pasara de US$ 4,22 a US$ 3,90 no es normal”, dijo. Un accionista complementó que “al mercado hay que cuidarlo y al accionista también. No se puede decir que la información para la asamblea está tal día y luego no está. Eso es ilegal”.

7. Un accionista criticó que UTE “juega con la rentabilidad” y “manipula” al rescatar acciones por US$ 5 millones en vez de un monto mayor”. Pérez dijo que es el accionista clase A (UTE) “el que decide”. “Estamos cristalinos, pero esto es hago lo que quiero”, retrucó el accionista. Casaravilla explicó que la decisión del monto está asociada a que todavía faltan 18 años de vida útil del parque, “esto es un negocio lento y continuo”.

8. El presidente de la Bolsa de Valores, Ángel Urraburu terció: “si estamos acá escuchando críticas es porque esta instancia existe” y que “tanta falta le hace” a las “empresas”. Remarcó que “tenemos voz, podemos plantear inquietudes, pero cuando uno invierte en acciones tiene riesgos” y remató: “el que compró a US$ 3,50 ahora le van a pagar US$ 4,33, si eso no es rentabilidad, ¿qué es?”.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)