Los veraneantes se toman su tiempo

Esperan a turistas hasta "último momento" en el este

Operadores ven que hay “especulación” de los visitantes para hacer reservas.

Hay un 86% de reserva en Piriápolis para la primera quincena; el año pasado en esta época estaba en 90%. Foto: R. Figueredo
Hay un 86% de reserva en Piriápolis para la primera quincena; el año pasado en esta época estaba en 90%. Foto: Ricardo Figueredo

Este contenido es exclusivo para nuestros suscriptores.

Mucho se ha especulado en los últimos meses sobre cómo será la temporada turística. Frente a la coyuntura argentina, el fortalecimiento del dólar y lo caro que quedó Uruguay con respecto a los países de la región, surgen interrogantes: ¿Cuál será el nivel de concreción de alquileres? ¿Vendrán en cantidad los argentinos y brasileños? ¿Caerá la actividad tras una temporada 2018 récord?

Con el objetivo de monitorear la situación a una semana de que comience enero, El País consultó a diversos operadores que dieron su visión sobre las expectativas para la presente temporada.

Si bien el nivel de optimismo y pesimismo presentó matices según el rubro y el balneario, hay consenso en cuanto a que las proyecciones para el verano 2019 no son alentadoras. Asimismo, los operadores señalaron que si bien el nivel de consultas de hospedaje es alto, no se correlaciona con el nivel de concreción.

A fines de octubre, una investigación de mercado —a la que accedió El País— realizada por el Ministerio de Turismo a habitantes de Buenos Aires, Córdoba, Rosario y Mendoza había proyectado que entre 40% y 60% de los argentinos que viajaron al exterior en los últimos tres años visitaría Uruguay en el verano.

Del total de encuestados argentinos, el 58% había declarado que aunque estaba limitado por la situación económica saldría de vacaciones de todas formas, mientras que un 24% declaró que vacacionaría sin importar la coyuntura económica.

Cautela: autoridades y gremiales de turismo prevén posible reducción de turistas argentinos de niveles económicos medio y bajo. Foto: Ricardo Figueredo.
Foto: Ricardo Figueredo.

Desde el sitio de alquileres Casas en el Este, la jefa de Operaciones, Pía Steglich, señaló a El País que Punta del Este es el balneario uruguayo que más cayó en concreción de alquileres en la primera quincena de enero. Mientras que en la temporada pasada a esta misma altura del año había un 94% de reservas, este año la cifra cayó a 85%.

"Esta baja se explica por la menor demanda por parte de la clase media argentina que fue la que se vio más perjudicada con la crisis económica", señaló Steglich y añadió que debido a la "alta especulación" que hubo en torno a la primera quincena de enero, "se está esperando hasta último momento para ver si vienen los argentinos o no".

Según los datos de Casas en el Este, lo mismo —aunque en menor medida— ocurrió con Rocha, mientras que en el mismo período del año pasado el nivel de reservas de hospedaje para la primera quincena era de 93%, este año se ubicó en el 87%. En Piriápolis el año pasado a esta altura del mes había un 90% de concreción de reservas y este año se registró un 86%.

"Se está esperando hasta último momento, muchas personas dejan para buscar casa el 31 de diciembre, eso ha pasado en otras temporadas como la del 2016 y que el año pasado no se dio porque fue una temporada récord", explicó Steglich.

En Atlántida, sin embargo, el porcentaje de concreción de reservas aumentó —aunque levemente— con respecto al mismo período del año pasado. Mientras que en el verano de 2018 había un 89% de reservas hechas, para este verano ya van 91%.

Para la jefa de Operaciones de Casas en el Este, esto se explica por la demanda del turismo interno principalmente. "Muchos uruguayos que quizás pensaban irse a vacacionar a Piriápolis o Punta del Este pero que no tuvieron finalmente las condiciones económicas para hacerlo, decidieron vacacionar igual pero optaron por lugares más económicos como es Atlántida", explicó.

Avalancha de turistas argentinos por el fin de semana de Carnaval. Foto: Daniel Rojas.
Foto: Daniel Rojas.

Según datos proporcionados por Mercado Libre, Piriápolis se posicionó como el destino de vacaciones más demandado de este año, de acuerdo a las visitas que tuvieron las publicaciones de ese balneario durante noviembre de 2018, al registrar un total de 1.952 ofertas.

"Mientras tanto, Punta del Este pasó de ser el destino más demandado en 2017 por los usuarios de la plataforma a ser el segundo en este 2018, lo sigue Atlántida que subió a la tercera posición de lugares buscados para vacacionar y La Barra del Chuy", agrega el informe de Mercado Libre.

En relación a las proyecciones genéricas, desde Casas en el Este habían proyectado en octubre que iba a haber un descenso en el ingreso de turistas al país que rondaba el 14%, sin embargo, a pocos días de comenzar enero las estimaciones se tornaron más pesimistas y proyectan una caída de entre 15% y 18%.

Respecto a la llegada de turistas argentinos, el pronóstico de Casas en el Este prevé una caída de entre 22% y 25% en las visitas. No obstante, las proyecciones son más optimistas con los turistas del otro país vecino: mientras que en octubre se esperaba un 5% menos de visitantes brasileños, ahora la proyección es de una reducción del 3%. "Creemos que está habiendo más afluencia pero se va a definir sobre la fecha", indicó Steglich.

Según el alcalde de Punta del Este, llegaron más turistas argentinos. Foto: Ricardo Figueredo.
Foto: Ricardo Figueredo.

Manuel Reina, presidente de la Asociación de Promoción Turística de Piriápolis (Aprotur), dijo a El País que si bien las consultas de turistas se realizan en los mismos niveles de la temporada pasada, la concreción no responde de la misma forma. "El nivel de concreción está casi en un 50% menos comparado con el año pasado, está muy por debajo de las expectativas que teníamos. La proyección que habíamos hecho era que podíamos tener una caída del 30% con respecto al año pasado y situarnos en niveles similares a los de 2016, pero estamos lejos de eso todavía", indicó.

Al igual que lo planteado por Casas en el Este, desde Aprotur advierten que se puede dar un aumento de turistas "a último momento", aunque no esperan demasiada afluencia de visitantes argentinos.

Según Reina, la parte hotelera de Piriápolis no sufrirá mayores consecuencias puesto que solo representa el 5% de la cantidad de camas que ofrece el balneario, sin embargo, en lo que respecta al rubro gastronómico dijo que "la oferta cada vez crece más" por lo que no se sabe con certeza si los resultados responden a una merma del turismo o a una mayor distribución entre las opciones.

Lo que preocupa a Aprotur es lo que pueda ocurrir en febrero y el hecho de que Carnaval sea a fines de mes y principios de marzo. Según Reina, "eso puede ser tan bueno como malo".

Desde la Cámara Inmobiliaria de Punta del Este y Maldonado, su vicepresidente, Javier Sena, manifestó a El País que "la temporada está retrasada" y que esperan a los últimos días para ver qué resultados se presentan. Las estimaciones de la cámara indican que hasta el momento hay cerca de un 30% menos de alquileres por inmobiliarias que la temporada anterior.

"Estamos esperando que a último momento venga más gente pero creemos que habrá entre un 10% y un 15% menos de turistas argentinos, sobre todo los de clase media", indicó Sena y señaló como un "inconveniente" los altos precios de Uruguay en comparación con el resto de la región.

La situación es similar en La Paloma. Richard Illa, director de la inmobiliaria del balneario rochense Punto Río, señaló a El País que "la temporada viene muy quieta y muy floja".

Argentina atrae turismo externo

Mientras se profundiza la recesión económica en Argentina, el turismo es de los pocos sectores que se mantienen a flote, ya que la devaluación del peso abre una ventana de oportunidad para los turistas extranjeros, que detectan que ahora es más barato visitar el país. Brasileños, estadounidenses y europeos son los que llegan a Argentina en mayor medida, con monedas fuertes bajo el brazo que les permiten viajar a puntos turísticos como Buenos Aires, Patagonia o Iguazú a un precio menor al de abril, cuando se inició la devaluación del peso argentino y la escalada de la inflación. En abril, un dólar costaba alrededor de 21 pesos locales, pero actualmente su valor ronda los 39, lo cual otorga a los extranjeros de estos países más poder adquisitivo en el país vecino, aun a pesar de la alta inflación. [EFE]

En promedio, Punta del Este más caro y Piriápolis menos
Verano en Punta dle Este. Foto: Ricardo Figueredo.

En relación a la cantidad de consultas de hospedaje que ha recibido Punta del Este, Atlántida, Piriápolis y La Paloma, desde El Gallito Luis indicaron que los datos reflejan que en octubre, noviembre y diciembre de este año se realizaron menos consultas que el año pasado a nivel general. Los datos señalan que mientras en diciembre de 2017 se habían realizado 1.343 consultas en total, ahora (a una semana del cierre de mes) la cifra descendió a 567. El balneario más consultado —al igual que el año pasado— fue Punta del Este, seguido de Piriápolis y Atlántida. Según los datos relevados por El Gallito Inmuebles, el precio promedio de alquiler de un apartamento de dos dormitorios en la primera quincena de enero en Punta del Este es US$ 5.470 en total, mientras que en el mismo período del año pasado costaba US$ 5.193.

En la misma época, el promedio de alquiler de un apartamento de dos dormitorios pero en Piriápolis se ubica en US$ 2.044, mientras que el año pasado el costo era más elevado ya que estaba en US$ 2.522.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)