Una nave de este tipo que vale US$ 60:, es un asunto serio para estudiar

“Es falso alguna decisión por la draga”

Días pasados, alguna prensa publicó un reportaje en el cual se anunciaba poco menos que la adjudicación de la licitación de la draga a determinada empresa constructora de Holanda, e incluso se envió a los participantes un informe de la Comisión Técnica Calificadora del Ministerio de Industria, cuyo contenido poco claro agregó confusión sobre los propios pasos legales a seguir en una licitación que rigurosamente aún está en el proceso de selección.

El eterno femenino de una imaginativa pintora
Draga china. Foto: Archivo El País

La situación concreta es que la ANP aún no ha decidido nada, por la sencilla razón de que el proceso licitatorio está en curso. Y porque es un asunto de nada menos que de 60 millones de dólares.

Sobre este tema concreto consultamos al presidente de la Cámara de Industrias Navales del Uruguay, Dr. Daniel de Siano, quien de plano nos dijo: “Esa información que afirma erróneamente que el gobierno está pronto a decidir a favor de uno de los astilleros es abolutamente falsa. Más aún: es un proceso licitatorio todavía no terminado y en pleno estudio, muy difícil, y es poco prudente deslizar informaciones -como se hizo- en medio de un proceso licitatorio, lo que por lo menos reclama discreción. Es cierto que en ese informe a nadie le dijeron que se iba a adjudicar a IHC, pero fue inoportuno. Para comenzar, y en los detalles primarios, la empresa holandesa tiene una diferencia de 20 millones de dólares con una empresa licitante de España y, dicho sea de paso, el astillero vasco además da una financiación a 12 años y 6 de gracia y la otra no, exige contado rabioso. En consecuencia, y para hacerla cortita, yo espero que el país tome la decisión correcta considerando con minuciosidad los aspectos técnicos de los oferentes, las condiciones del negocio, y la protección y seguridad de que un 20% de la obra se haga en Uruguay, tal como lo exige el pliego, y que esto se cumpla a rajatabla”.

En otra parte, nuestro entrevistado nos dice: “IHC es una compañía respetable, no ponemos en duda su capacidad para construir dragas; lo que sí ponemos en duda, y lo digo como presidente de la Cámara de Industrias Navales, que acá en el Uruguay haya capacidad instalada para hacer el 80% de esa draga, como se afirma en el artículo de marras. Eso es comprar una ilusión que luego no se va a cumplir. En cambio sí vemos viable que el astillero vasco construya en España el 80% y el 20%, o un poco más, se haga en Uruguay. Lo otro no lo podemos hacer”.

Abundando en detalles, el Dr. de Siano confirmó las indagaciones que hicimos en plaza, que aseguran que para la construcción de dicha draga la empresa holandesa IHC debe contar con un dique e instalar una grúa de puente para mover bultos de más de 100 toneladas. “Por otra parte, parece extraño -dice el Dr. de Siano- que se conozca la voluntad del gobierno antes de que se tome una decisión. Eso sí que es extraño. Nuestra reflexión es que no tenemos la menor duda de que el gobierno tomará la decisión correcta pensando en los intereses del país”.

Dictamen del MIT

“El dictamen técnico que dicha comisión elaboró dice dos cosas que desconciertan, señala nuestro entrevistado: “Que el astillero vasco no cumple con el 20% del componente nacional, lo cual no es cierto, porque se fue muy cuidadoso en ese punto por la sencilla razón de que nadie puede ir en contra de su propio interés, que es el interés de la industria naval uruguaya”.

Pero seguidamente comentó el otro punto del informe que dice que “tienen dudas de que la industria naval uruguaya y en particular Tsakos, que es el astillero más grande del país, puedan hacer el 20% del componenente nacional de dicha construcción. Sin embargo no ponen en duda que puedan hacer el 80% de la draga con no se sabe quién, porque hasta ahora no nos consta que el astillero IHC haya hablado con los talleres ni con las empresas más representativas de la industria naval en el Uruguay”. “Realmente”, termina diciendo el Dr. de Siano, “llama la atención que esta gente avale que el 80% se puede hacer, y ponga en duda que las industrias navales Tsakos y el resto de los talleres que integran la industria naval uruguaya no puedan hacer el 20% del componente nacional, eso sí que es extraño y de verdad poco creíble”.

La foto que editamos muestra la draga china 4001 de características parecidas a las que licita la ANP; ese número denomina la capacidad de cántara.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)