La oportunidad está en la investigación

Lo que ya genera la industria del cannabis en Uruguay

Expertos plantean los desafíos y oportunidades de negocio para el país.

Señalan que Uruguay debe apuntar a la investigación en la industria del cannabis medicinal. Foto: AFP
Señalan que Uruguay debe apuntar a la investigación en la industria del cannabis medicinal. Foto: AFP

El lunes, la empresa uruguaya de cannabis medicinal Cannapur, logró la habilitación —exigida por el Instituto de Regulación y Control del Cannabis (Ircca)— para ejecutar su proyecto en la ciudad de Juan Lacaze (Colonia).

Actualmente, Cannapur realiza excavaciones y muestreo de la tierra para concretar la compra del terreno y presentar los pliegos de las obras el próximo 20 de diciembre. El proyecto de la compañía tiene como objetivo la elaboración de extracto de cannabidiol (CBD) de cáñamo con fines terapéutico para exportar al mercado latinoamericano.

Para su concreción, el emprendimiento recibió un subsidio del Ministerio de Industria cercano a los US$ 60.000 y aportes por US$ 25 millones de un inversor canadiense. Según indicó a El País el CEO de la compañía, Marco Algorta, la licencia recientemente conseguida, habilita las operaciones de Cannapur por dos años. En ese lapso la compañía proyecta invertir US$ 25 millones y a cinco años ascenderá a US$ 53 millones.

Respecto a los puestos de trabajo que se crearán, Algorta indicó que la incorporación de personal —sin contar la mano de obra requerida para la construcción del lugar— se dará de forma paulatina y que estiman que por cada hectárea construida de invernáculo se contraten 68 personas. Según había publicado el diario El Observador, la compañía planea ocupar un área de cinco hectáreas.

"La apuesta de la compañía es poder ser un referente en el mercado latinoamericano de cannabis medicinal porque es uno de los mercados que más rápido se está abriendo", indicó Algorta.

Mercado.

Así como el caso de Cannapur, hay otras empresas en el mercado uruguayo que se dedican a la industria del cannabis medicinal.

Según indicó Algorta (que además es vocero de la Cámara de Empresas de Cannabis Medicinal), si bien es difícil estimar con rigurosidad el número exacto de empresas del rubro, se cree que hay alrededor de 35 proyectos entre los que ya están operativos y los que están por concretarse.

La legalización de la marihuana en Uruguay abrió puertas. Foto: EFE
Foto: EFE

Conforme con un estudio realizado por Diego Rivero, director de la empresa financiera Regum, se estima que en Uruguay hay 20 empresas en total que integran la industria y que generan alrededor de 3.000 puestos de trabajo directos.

"El mayor potencial para nuestro país se encuentra en la investigación y desarrollo (del cannabis) con fines medicinales, aunque en la actualidad la burocracia para obtener permisos y licencias limitan el uso del cannabis con estos fines. A pesar de la aprobación de la ley en 2013, actualmente no hay producción nacional ni venta de cannabis medicinal permitida", señaló Rivero.

De hecho, según indicó el director de Regum, hasta el momento el Ministerio de Salud Pública ha expedido la habilitación de un solo producto de marihuana medicinal.

Se trata de un aceite de cannabis llamado Epifractán con un costo de aproximadamente US$ 70. El fármaco es elaborado por un laboratorio local con materia prima importada y se encuentra habilitado debido a que utiliza una formulación que ya fue aprobada en Suiza. "Debido a esto, la Cámara de Empresas de Cannabis Medicinal (Cecam) busca alentar al Estado a considerar el cannabis medicinal como fitoterapéutico y no como un fármaco, lo que permitiría acortar las fases de prueba y de aprobación", explicó Rivero.

Otra de las empresas que recientemente fue noticia en el mercado del cannabis medicinal es ICC Labs, una firma canadiense instalada en Uruguay (y recientemente adquirida por Aurora, el segundo mayor productor de cannabis canadiense), que inauguró el primer laboratorio de elaboración de productos medicinales de calidad farmacéutica derivados del cannabis en América Latina.

Cultivo de marihuana. Foto: Reuters
Foto: Reuters

Según indicó Rivero, la adquisición de ICC Labs por la compañía canadiense, Aurora, alcanzó los US$ 220 millones y permitirá aumentar de forma considerable la capacidad productiva de la industria del cannabis.

Sobre este punto, Alejandro Antalich, CEO de ICC Labs, destacó que ya se encuentran trabajando en "importantes proyectos" como la construcción de un invernadero de más de 90.000 metros cuadrados.

"Con la mano de Aurora estamos creando una nueva industria, queremos posicionar a Uruguay como el hub de las Américas, para que desde el país podamos producir y abastecer a todo el continente", señaló. La firma inauguró recientemente un laboratorio en Parque de las Ciencias con una inversión de US$ 8,5 millones.

Desafíos.

Si bien Uruguay busca posicionarse como un importante centro de producción de cannabis medicinal, todavía tiene desafíos por delante. Según el CEO de Cannapur, para que el mercado del cannabis medicinal en Uruguay pueda crecer más y más rápido, "le falta tener reglas financieras claras; protocolos de aprobación de licencias claras y sencillas, con límites de tiempo marcados y trabajar seriamente en investigación".

Según Algorta, "por sus características geopolíticas" el potencial para Uruguay está en basar la industria del cannabis medicinal en la investigación.

"Por nuestro tamaño no podemos apuntar a ser un exportador masivo de materia prima, pero sí de productos con valor agregado, tenemos que buscar mercados nichos, específicos y ser punta en eso", concluyó.

El "gran factor político"

En octubre se presentó la Cámara de Empresas de Cannabis Medicinal (Cecam) que agrupa a 14 compañías dedicadas al mercado del cannabis en Uruguay y que tiene en lista a otras siete empresas que esperan para ingresar. Marco Algorta, vocero de la cámara, explicó a El País que lo que los motivó a asociarse fue el "gran factor político" que hay alrededor de la industria, debido a la "sensibilidad del tema frente a la opinión pública". En ese sentido, Algorta —también CEO de Cannapur— dijo que el objetivo de crear la cámara respondió a la necesidad de contar con "voluntad política para ser más rápidos" y que ha sido una "importante herramienta" política. "Vemos grandes cambios en el gobierno desde la creación de la Cecam", concluyó.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)