NEGOCIACIONES

Se han alineado los astros para avanzar hacia acuerdo Mercosur-UE

El secretario argentino de Comercio, Miguel Braun, se mostróoptimista en relación a las negociaciones entre el Mercosur y la Unión Europea.

Argentina cree que, tras más de quince años de negociación de un acuerdo de asociación entre países del Mercosur y la Unión Europea (UE), "se han alineado las estrellas" para poder marcar un avance en el proceso, explicó hoy en una entrevista a Efe el secretario argentino de Comercio, Miguel Braun.

"Estamos muy optimistas, creemos que las estrellas están alineadas en el Mercosur, en el que todos los países por distintas razones están muy interesados en avanzar; es algo que no se daba previamente", declaró Braun, quien visitó Bruselas para reunirse con representantes de la Comisión Europea (CE), el Parlamento Europeo (PE), la patronal BusinessEurope y empresarios.

Argentina, tras la llegada al poder del conservador Mauricio Macri, "está muy interesada en comunicar que ha cambiado la actitud frente al mundo, la vocación de cumplir un rol constructivo en el comercio internacional" o contribuir a asuntos "relevantes de la agenda mundial" como la seguridad alimentaria, la seguridad energética o la estabilidad regional.

Braun, que ya ha visitado Estados Unidos, Brasil, México o Chile para "resetear y relanzar las relaciones comerciales", abordó con las autoridades de la UE principalmente la negociación del acuerdo con el bloque suramericano, abiertas en 1999 pero paralizadas durante varios años por las posiciones inflexibles de ambos lados en defensa de los propios intereses.

Mercosur está integrado por Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay, y a ellos se ha incorporado posteriormente Venezuela, mientras que Bolivia está en proceso de adhesión.

Aseguró que Mercosur ha trabajado, "aprovechando una ventana de oportunidad", en lograr una "mejor oferta" sobre acceso a mercados que presentar a los socios europeos, un paso trascendental para avanzar en el pilar de libre comercio del acuerdo pero que se viene posponiendo desde 2010, cuando se decidió retomar las tratativas.

"El canciller de Uruguay (país que ocupa la presidencia pro tempore del Mercosur) va a estar aquí (Bruselas) en la segunda semana de abril buscando poner una fecha para el intercambio de ofertas", aseguró, y confió en que ese paso pueda producirse "lo más rápido posible".

En opinión de Braun, "seguramente no había tanta vocación en el Gobierno anterior (de Cristina Fernández, 2007-2015) en la integración internacional, y creemos que detrás de esa reticencia argentina también otros países se aprovecharon para retrasar las cuestiones", comentó.

En cambio, pidió mirar hacia adelante: "Ahora están dadas las condiciones para avanzar y tenemos que poner toda la energía en realmente hacer que esto suceda".

La situación económica "complicada" por la que atraviesa Brasil admitió puede acelerar su interés en el acuerdo, al convertirse en "una manera de contrapesar los problemas que tiene por medio de un crecimiento en las exportaciones".

También consideró superada la "desunión" por la que ha atravesado el bloque (en el que Argentina, Brasil, Uruguay y Paraguay participan en la negociación con la UE): "Ahora las relaciones pasan por un momento excelente" para "avanzar en conjunto", dijo a Efe.

Preguntado por si la negociación de un tratado de libre comercio e inversiones entre la UE y Estados Unidos (TTIP), que creará la mayor área de librecambio del mundo, ha urgido al Mercosur a impulsar sus contactos con la Unión, Braun descartó esa "rivalidad" y celebró que pueda impulsar "mayor integración internacional".

Ante la controversia que ha levantado entre sectores de la sociedad civil la introducción de un mecanismo en el TTIP para resolver controversias entre inversores y Estados, Braun subrayó que "la cuestión de las inversiones es un tema muy relevante", pero pidió considerar el tratado UE-Mercosur "en un contexto más amplio, más político", para "facilitar el llegar a un acuerdo" en esa área.

Se refirió asimismo al comercio de bienes agrícolas, "el sector donde tenemos exportaciones que pueden ser muy competitivas", y defendió "sobre todo debemos poner la pelota en movimiento" intercambiar las primeras ofertas para "sentarnos a la mesa y empezar a trabajar en limar las diferencias".

En cuanto a las ayudas europeas a la agricultura, aseguró que "nuestra visión es que los subsidios agrícolas perjudican a los exportadores de países del Mercosur", pero insistió en la necesidad de "sentarnos y poder efectivamente conversar sobre esos temas".

"Para el Mercosur esta negociación es prioritaria e importante y no tenemos hoy, como bloque, otra de esta magnitud. De nuestro lado estamos preparados para avanzar los más rápido posible", concluyó.

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)

º