Estadísticas

La inflación en Brasil registra en junio su menor nivel en 2019

La inflación de Brasil en junio pasado se ubicó en el 0,01%, lo que supone una desaceleración frente al 0,13% registrado en mayo y el menor nivel en lo que va del año, informó este miércoles el Gobierno.

Industria manufacturera. Foto: Pixabay
La reducción de los precios de la gasolina (-2,04%), diésel (-0,83%) y etanol (-5,08%) contribuyeron a la desaceleración de la inflación. Foto: Pixabay

La inflación brasilera junio pasado se ubicó en el 0,01%, lo que supone una desaceleración frente al 0,13% registrado en mayo y el menor nivel en lo que va del año, según datos brindados por el Gobierno.

Empujado por la caída de los precios de alimentos de la canasta familiar y los servicios de transporte, en Brasil el resultado de junio es el menor para el sexto mes desde 2017, cuando había sido del -0,23 %, según el informe divulgado por el estatal Instituto Brasileño de Geografía y Estadística (IBGE).

En el primer semestre de 2019, la inflación acumula un alza del 2,23%, en tanto que la variación interanual se ubicó en junio en un 3,37%, por debajo del centro de la meta del 4,25% fijada por el Gobierno y dentro de la franja de tolerancia de 1,5 puntos porcentuales, que va del 2,75% al 5,75%.

El resultado de junio es también el menor desde noviembre del año pasado, cuando se presentó una deflación del 0,21%.

En junio, tres de los nueve grupos de productos y servicios usados en la medición mostraron deflación: alimentos y bebidas (-0,25%), transportes (-0,31%) y comunicaciones (-0,02%).

Uno de los factores que pesó en el resultado fue la caída de precios de alimentos básicos de la canasta familiar como las frutas (-6,14%), de las que se redujo la demanda por el invierno, y el frijol (-14,8%), cuya oferta aumentó.

El grupo de transporte también impulsó la desaceleración de la inflación de junio, principalmente por la reducción de los precios de la gasolina (-2,04%), diésel (-0,83%) y etanol (-5,08%).

"Los dos grupos (alimentos y transporte) ayudaron a contener los precios en junio. Ambos representan un 43%, casi la mitad del IPCA (Índice de Precios al Consumidor Amplio)", señaló el gerente del IBGE, Fernando Gonçalves, citado en el informe.

En cuanto a las altas de mayo, destacó el grupo de salud e higiene personal con una subida del 0,64%.

Brasil terminó 2018 con una inflación del 3,75%, dentro de la meta establecida por el Gobierno, que era del 4,5%, y en medio de la todavía lenta recuperación de su economía tras la profunda recesión registrada entre 2015 y 2016, período en que el producto interior bruto (PIB) se desplomó siete puntos porcentuales.

Las previsiones para este año continúan débiles y, según las últimas proyecciones del mercado financiero, el PIB del gigante suramericano tan solo crecerá un 0,82% en 2019, tras haberse expandido un 1,1% tanto en 2017 como en 2018.

En base a EFE 

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Te recomendamos
Max caracteres: 600 (pendientes: 600)