REACCIONES

Las medidas que toma el mundo ante temor de crisis económica por coronavirus

El G-7 emitió un comunicado, la Reserva Federal de Estados Unidos recortó las tasas, entre otros efectos.

El presidente de la Fed, Jerome Powell, este martes en conferencia de prensa. Foto: AFP
El presidente de la Fed, Jerome Powell, este martes en conferencia de prensa. Foto: AFP

Hasta ahora los mercados financieros a nivel global habían reaccionado con temor (y por ende caídas de precios de las acciones y de materias primas y fortalecimiento del dólar) respecto al efecto del coronavirus en la economía mundial. Además, el brote ha paralizado las cadenas globales de suministros.

Ayer, los gobiernos empezaron a reaccionar manifestando la disposición a actuar o con medidas -el único que las había ensayado era China- para evitar una desaceleración fuerte de las economías.

“Lamentablemente Uruguay tiene una débil posición fiscal para enfrentar ‘cisnes negros’ en materia económica”, dijo al respecto el economista Aldo Lema.

Con un déficit fiscal de 4,6% del Producto Interno Bruto (PIB) -excluyendo el “efecto cincuentones”-, la posibilidad de estimular la economía uruguaya es virtualmente nula.

Autoridades del G-7 (Alemania, Canadá, Estados Unidos, Francia, Italia, Japón y Reino Unido) dijeron ayer que adoptarán todas las medidas posibles para proteger la economía mundial de la propagación del brote de coronavirus.

En una teleconferencia, los ministros de Finanzas y gobernadores de bancos centrales del G-7 prometieron implementar acciones como medidas fiscales cuando sea apropiado para respaldar a la economía mundial, dijo el ministro japonés Taro Aso.

“Hay un pulso entre esperanza y miedo. Los bancos centrales están dando esperanzas con su estímulo potencial”, dijo Vasu Menon, estratega senior de inversiones de OCBC Bank Wealth Management. “La pregunta es qué harán. La política monetaria ya es muy laxa y las tasas de interés están muy bajas”, añadió.

Por su parte, la Reserva Federal (Fed, el banco central estadounidense) realizó un recorte de tasas de interés llevándolas de 1,5%-1,75% a 1%-1,25% (ver gráfico), en una decisión de emergencia (se hizo por fuera de la reunión mensual prevista para los próximos 17 y 18 de marzo). Es la primera vez desde octubre de 2008 que se toma una decisión de emergencia. En aquella ocasión, la crisis financiera global estaba en su punto más complicado.

“Los fundamentos de la economía de Estados Unidos siguen siendo sólidos. Sin embargo, el coronavirus plantea riesgos en curso para la actividad económica”, dijo la Fed en un comunicado.

Reserva Federal de Estados Unidos. Foto: AFP

“En vista de estos riesgos y para apoyar los objetivos del máximo empleo y estabilidad de precios, el Comité de Mercado Abierto de la Reserva Federal decidió hoy (por ayer) reducir el rango meta de la tasa de fondos federales”, indicó.

En una rueda de prensa, el presidente de la Fed, Jerome Powell, dijo que el coronavirus pesaría sobre la economía de Estados Unidos por algún tiempo y sostuvo que cree que la acción del banco central proporcionaría “un impulso significativo a la economía”.

“Vimos un riesgo para las perspectivas de la economía y decidimos actuar”, destacó Powell. “Sé que la economía de Estados Unidos es fuerte (...) Espero que regresemos a un crecimiento sólido y también a un mercado laboral sólido”, agregó.

Reacciones

Pese a los anuncios del G-7 y a la decisión de la Fed, los mercados volvieron a caer ayer.

“La rebaja de tasas de la Reserva Federal de Estados Unidos no cumplió con el primer mandamiento frente a una crisis: en estas circunstancias es necesario sobrepasar las expectativas de los inversores. El recorte de medio punto no fue suficiente”, dijo el expresidente del Banco Central de Argentina y consultor internacional, Martín Redrado en su cuenta de Twitter.

Wall Street cayó con fuerza en una volátil sesión, con los índices Nasdaq con una baja de 3%, el Dow Jones con un retroceso de 2,9% y el S&P 500 con una reducción de 2,8%.

“El recorte de tasas resalta la magnitud del problema que enfrenta la economía mundial”, dijo Peter Kenny, fundador de Kenny’s Commentary LLC and Strategic Board Solutions LLC en Nueva York. “La pregunta ahora es ¿qué sigue?”, añadió.

Los precios del petróleo Brent (de referencia para Ancap) cayeron levemente ayer bajo presión del descenso de las acciones, con la baja contenida porque los principales productores consideraron más recortes en el bombeo para respaldar los precios.

El precio del petróleo se ha hundido en lo que va del año debido a los temores de que el brote de coronavirus pueda presionar la demanda. El Brent ha perdido un 21% y el West Texas (WTI) en Estados Unidos ha descendido casi un 23%.

Los futuros del Brent cerraron a US$ 51,86 el barril, tras una sesión volátil. El WTI, en tanto, finalizó a US$ 47,18 el barril.

A su vez, el dólar se debilitó frente a monedas relevantes, pero se fortaleció ante las divisas de los países emergentes.

“Esto definitivamente no es bueno para el dólar”, dijo Mark McCormick, jefe global de estrategia de divisas de TD Securities. Si bien Estados Unidos tiene espacio para rebajar las tasas de interés, otras economías desarrolladas ya han reducido el costo del crédito a mínimos históricos y podrían dudar en bajarlas aún más. Es probable que eso pese sobre la moneda estadounidense y fortalezca las monedas de otros países, añadió.

En base a Reuters

Reportar error
Enviado
Error
Reportar error
Temas relacionados